Es Noticia
Sálvame

La reiterada tortura que sufrió Carmen Borrego en Sálvame

Carmen Borrego asegura que «tiene pánico escénico a estar» en el plató de Sálvame

Colaboradores y famosos han sufrido por sí mismos los golpes de la popularidad y la presión de sus compañeros de Sálvame

Carmen Borrego (Sálvame), en una de sus últimas apariciones en «Sábado Deluxe»
Carmen Borrego (Sálvame), en una de sus últimas apariciones en «Sábado Deluxe» - MEDIASET ESPAÑA
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Carmen Borrego abandonaSálvame apenas una semana después de su última exclusiva. «Tiene pánico escénico a estar en este plató», explicó David Valldeperas comunicando así la decisión de la pequeña de las Campos. En «Lecturas», reaparecía tras haberse operado por segunda vez de la papada pero también lanzaba una pulla contra el resto de colaboradores del programa: «He echado de menos un mensaje de mis compañeros preguntándome cómo estoy. Nadie lo ha hecho, solos mis jefes».

Ahora, Carmen Borrego quiere «alejarse» de los focos, lo que más le gustaría es volver al pasado, al momento en el que dirigía. La decisión está tomada. No quiere negociar su regreso a Sálvame. Sin embargo, la pequeña de las Campos no es la única colaboradora que ha terminado «saliendo por patas» tras convertirse en el centro de atención del programa de Telecinco y la víctima del resto de colaboradores.

Otros que abandonaron Sálvame

Otro ejemplo de abandonar Sálvame fue Rosa Benito. La que fuera cuñada de Rocío Jurado fue una de las primeras colaboradoras del programa. Sin embargo, la veteranía la fue quemando poco a poco. Tras su paso por «Supervivientes», su matrimonio se fue al traste. Comenzó entonces un show emitido en directo cuyo punto álgido fue la destrucción su alianza de boda en el plató. Tras varias idas y venidas, Rosa decidió que lo mejor que podía hacer era marcharse del espacio para siempre.

Olvido Hormigos fue otra víctima de esta «caza de brujas». Tras sufrir un grave altercado con Jorge Javier Vázquez durante una entrevista en Sálvame Deluxe, la que fuera colaboradora del espacio salió espantada. Desde entonces, Hormigos ha estado desaparecida del panorama televisivo aunque sí que la hemos vuelto a ver en alguna ocasión para defender a Toño Sanchís (durante sus conflictos con Belén Esteban).

Hace apenas unos meses veíamos como Carlos Lozano volvía a los platós de televisión, concretamente a los de Sálvame, pero no por los motivos que él realmente pensaba. En un primer momento fue llamado para acudir en calidad de defensor de la audiencia, cubriendo así la sección que había tenido que dejar María Teresa Campos. Sin embargo, en cuestión de unas semanas abandonó el puesto por la presión mediática que sufrió: su misteriosa desaparición tras una salida de fiesta y los problemas de pareja con Miriam Saavedra y la madre de su hijo interesaban más que sus opiniones de los colaboradores.

Otro presentador que «sufrió la ira» de Sálvame fue Alonso Caparrós. Tras un tiempo desvinculado del panorama televisivo, decidió entrar en la casa de «Gran Hermano VIP» con la esperanza de hacerse un hueco en Telecinco. Aunque lo más probable es que prefiriera obtener un puesto como presentador, terminó como colaborador de Sálvame. En el tiempo en el que estuvo en el programa, fue muy sonada la polémica con sus padres y, posteriormente, sufrió una guerra contra el clan de Las Campos que terminó con su salida. Tras conseguir superar una crisis de pareja, determinó que lo mejor era dejar el programa.

Antonio Tejado también se sumó a la larga lista de colaboradores del espacio que terminan abandonándolo tras un escándalo personal. El pasado verano vimos como sus fiestas, posibles infidelidades y demás problemas personales hicieron que la vida del colaborador se viera expuesta ante los comentarios de los colaboradores, los cuales preferían aprovechar su presencia para sacarle más jugo. La presión y la exposición pública terminaron con Tejado abandonando el espacio. Sin embargo, parece que Telecinco fue capaz de ofrecer una cifra tan suculenta para entrar en la casa de «GH Dúo» que hizo que se le olvidara el mal rato de los últimos meses.