El candidato de Podemos para presidir el Parlamento balear es un activista republicano y anticlerical

Los dos socios de la formación morada, el PSOE y MÉS, consideran que el aspirante propuesto con más fuerza, Baltasar Picornell, no reuniría el «perfil institucional» necesario

Palma de MallorcaActualizado:

La portavoz de Podemos en el Parlamento balear, Laura Camargo, afirmó este miércoles ante los medios que la formación morada aún no tenía decidido a quién propondría para relevar a Xelo Huertas como presidenta de la Cámara, tras ser destituida Huertas ayer mismo de su cargo. Sin embargo, en sus conversaciones con el PSOE y con la coalición econacionalista MÉS, sus dos socios en el actual tripartito, Podemos ya ha puesto sobre la mesa el nombre del diputado Baltasar —Balti— Picornell, activista republicano y persona anticlerical.

Tanto socialistas como econacionalistas no ven con buenos ojos esa propuesta, que es la que Podemos defiende en estos momentos con más fuerza. Para el PSOE y para MÉS, Picornell no reuniría el «perfil institucional» necesario para estar al frente de la Cámara. En cualquier caso, la formación morada no ha presentado aún un nombre concreto de manera oficial.

Cabe recordar que la Mesa del Parlamento balear celebró ayer una reunión extraordinaria en la que aprobó la destitución de Huertas como presidenta del hemiciclo. La decisión fue adoptada después de que los integrantes de la Mesa hubieran leído un informe de los letrados de la Cámara en el que se señalaba que de no procederse al cese inmediato de Huertas, se podría incurrir en un delito de prevaricación.

Los letrados fundamentaban su posición en el artículo 39 c del reglamento de la institución, que señala que uno de los motivos para el abandono de la Mesa por parte de un diputado o una diputada es «dejar de pertenecer a su grupo parlamentario». En ese sentido, tanto Huertas como la diputada autonómica Montserrat Seijas habían sido expulsadas de su hasta entonces grupo parlamentario el pasado 9 de enero, al entender la formación morada que ambas habrían incumplido el código ético del partido.

Una vez que Huertas ha sido ya destituida, Podemos prevé presentar en breve de manera oficial un nombre para sustituirla, que debería contar con el beneplácito del PSOE y de MÉS. De momento, ocupará el cargo de manera provisional el diputado socialista Vicenç Thomàs. La web oficial de la Cámara ha retirado ya este jueves la fotografía y el saludo institucional de Huertas que aparecía en dicha página desde hacía un año y medio. Esta mañana, Huertas se ha encontrado además cerrado con llave el que hasta ahora era su despacho, que finalmente ha sido abierto por un vigilante de seguridad.

Picornell y Maicas

En caso de que finalmente hubiera una acuerdo entre el PSOE, MÉS y Podemos en los próximos días, la persona que relevaría a Huertas sería elegida, en principio, en el primer pleno ordinario del nuevo periodo de sesiones, que se iniciará la primera semana de febrero. Los dos nombres que hasta ahora han sonado con más fuerza para sustituir a Huertas son el del ya citado Picornell y el de la diputada autonómica de la formación morada Marta Maicas.

Picornell, carpintero mecánico de oficio, nació en el municipio mallorquín de Felanitx hace 37 años. El hoy diputado de Podemos Baleares empezó su activismo político en Unión por la Tercera República y más adelante pasó a ser miembro de la Unidad Cívica por la República Balear. Además, ha participado de forma activa en la Asamblea Republicana de Mallorca.

En su toma de posesión como diputado, en junio de 2015, Picornell prometió su cargo «por imperativo legal hasta que se abran procesos constituyentes y las leyes fundamentales sirvan a las clases populares y no a las élites políticas y económicas». Asimismo, dijo que trabajaría también «para defender nuestra lengua —el catalán— y cultura, para parar la continuidad del régimen bajo el nombre de monarquía parlamentaria, para restablecer los valores democráticos que un día tuvimos los ciudadanos como república y para recuperar la memoria de los que en su día dieron su vida por defenderlos».

Posteriormente, en julio del pasado año, Picornell acusó a la Iglesia de «robar» bienes inmuebles que no serían suyos. Esa afirmación se produjo en el transcurso de una rueda de prensa en la que presentó, junto con la diputada de MÉS Margalida Capellà, una proposición no de ley relativa a los bienes inmatriculados por la Iglesia. Según Picornell, «la Iglesia Católica ha utilizado este derecho de robar para robarnos todo el patrimonio público».

También el verano pasado, en el mes de agosto, Picornell se hizo una autofoto con su teléfono móvil portando una camiseta en la que se veía una señal circulatoria de «prohibido» con una corona dibujada en su interior. A continuación, tuiteó dicha imagen con la etiqueta «Felip no ets benvingut» («Felipe no eres bienvenido»).

Candidato «viable»

Preguntada este jueves por los periodistas, la portavoz de Podemos en el Parlamento regional ha señalado que Picornell «es tan viable como candidato a la presidencia del Parlamento como el resto de compañeros del partido». En ese contexto, Camargo ha añadido que «no asumimos el veto que, supuestamente, ha puesto el PSOE a Picornell». Con respecto al proceso de destitución de Huertas, Camargo ha indicado que se habría dilatado por culpa del principal partido de la oposición, el PP, que cuenta con dos representantes en la Mesa de la Cámara, los diputados Miquel Vidal y Miguel Jerez.

Las formaciones que conforman el actual tripartito han acusado en estas últimas semanas al PP de querer entorpecer la destitución de Huertas, mientras que los populares aseguraban que únicamente deseaban que el posible cese, de producirse finalmente, se hiciera con todas las garantías. Por ese motivo, el PP había solicitado la pasada semana la elaboración de un informe jurídico específico antes de decidir su posición final sobre dicha destitución.

Sin embargo, para la portavoz de Podemos, Vidal y Jerez deberían «pedir disculpas». Camargo ha afirmado, asimismo, que el PP «puede haber estado en una situación incluso delictiva» por, supuestamente, no haber respetado el reglamento de la Cámara. En ese sentido, ha anunciado que los Servicios Jurídicos de la formación morada estudiarán si los populares podrían haber hecho «obstruccionismo». En cualquier caso, cabe recordar que los populares votaron ayer, junto con el PSOE y MÉS, a favor del cese de Huertas.