Momentos de tensión tras la retirada de la pancarta
Momentos de tensión tras la retirada de la pancarta - ABC

Un grupo de activistas retira el lazo amarillo del Ayuntamiento de Barcelona

Varios agentes de la Guardia Urbana se encaran a un grupo de «quita-lazos» para proteger la pancarta

M. V.
BarcelonaActualizado:

Un pequeño grupo de activistas «quita-lazos» ha retirado esta noche la pancarta en recuerdo de los dirigentes independentistas encarcelados y procesados por el 1-O que colgaba desde hace meses del balcón del Ayuntamiento de Barcelona. Lo han hecho siguiendo la recomendación de la Junta Electoral Central, que esta semana pidió el Gobierno catalán que quitara cualquier simbología partidista de los edificios oficiales.

Según se puede constatar en el vídeo que los protagonistas de la acción han mandado a varios medios, la retirada tuvo lugar de noche. Fue entonces cuando una media docena de personas cortaron y descuelgaron la pancarta con el lazo amarillo. A continuación se puede ver como los guardias urbanos que vigilan la entrada al Ayuntamiento tratan de defender la pancarta y se produce un forcejeo entre ambos.

«Eso no puede estar allí, lo ha ordenado un juez», afirman los activistas cuando los guardias intentan evitar que se quite la pancarta. A pesar de esta acción puntual, la mayoría de lazos, esteladas y pancartas que cuelgan de edificios de la Generalitat -los que la Junta Electoral pidió que fueran retirados- siguen a esta hora en sus lugares.

Por el momento, las autoridades catalanas se resisten a cumplir el mandato de la Junta. Asimismo, este miércoles el presidente catalán, Quim Torra, respondió a los requerimientos recibidos en este sentido asegurando que lazos y esteladas no son símbolos no son «partidistas». Asimismo, envió ayer un escrito a la Junta Electoral Central protestando por que se le exija su retirada y solicitando que reconsidere su decisión.