Vídeo: Los diputados de la oposición venezolana acusados de atentar contra Maduro, sin inmunidad parlamentaria / Foto: Rayder Russo y Osman Delgado, en la imagen que difundió el policía rebelde Óscar Pérez - ATLAS / Twitter @oscaromshanti

VenezuelaAcusados del «atentado» a Maduro fueron denunciados como «infiltrados» chavistas en la Resistencia

El policía rebelde Óscar Pérez alertó de que vendían información al régimen bolivariano

MadridActualizado:

Los datos aportados por las autoridades de Venezuela sobre el supuesto atentado a Nicolás Maduro sigue planteando incógnitas. Dos acusados por el régimen de estar directamente implicados en la organizadores del presunto ataque con drones durante un desfile militar en la avenida Bolívar de Caracas el pasado sábado, Rayder Russo y Osman Delgado, habían sido señalados por el policía rebelde Óscar Pérez de ser unos «infiltrados» del chavismo.

De acuerdo con el resultado de las investigaciones que Maduro ha ofrecido hasta el momento, Russo y Delgado habrían tenido un papel clave en la organización de la logística y de la financiación de la operación. Pero, además, serían dos figuras importantes dentro de la argumentación oficial para sostener la acusación de que Colombia y Estados Unidos estuvieron detrás del «atentado».

En este sentido, según el mandatario venezolano, Rayder Russo, alias Pico, es un protegido por el Gobierno colombiano y tiene un expediente abierto por varios cargos relacionados con el movimiento de la Resistencia. En el caso de Osman Delgado Tabosky, «Jeremías», residiría en Miami (Florida), de donde Maduro viene sosteniendo desde el sábado que procedía la financiación del supuesto ataque. En este sentido, Maduro anunció que Venezuela pedirá la extradición de ambos a Colombia y Estados Unidos, respectivamente.

Pero un mensaje publicado en Twitter el 1 de diciembre de 2017 por el inspector de policía sublevado Óscar Pérez plantea nuevas dudas. El tuit alertaba de «infiltrados del Régimen dentro de las Filas de la Resistencia». En concreto, indicaba que «Rayder Russo alías “Salomón/Teniente Pico” y Osman Delgado Tabosky alías “Jeremías” hacen vídeos para beneficio propio, fueron descubiertos y ahora venden información al Gobierno».

Asalto al fuerte Pamaracay

Osman Delgado había sido señalado por el director de la inteligencia venezolana (Sebin), Gustavo González López, como autor intelectual del asalto al parque de armas del fuerte Pamaracay, en el estado Carabobo, el 6 de agosto de 2017, que se bautizó como operación David.

El autor del citado mensaje en Twiitter, Óscar Pérez, fue el inspector del Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas (CICPC) que en junio de 2017 atrajo la atención mundial al robar un helicóptero para sobrevolar las sedes del Tribunal Supremo de Justicia y del Ministerio del Interior y que llamó a salir a las calles contra Nicolás Maduro. Pérez acabaría ejecutado en una operación de las fuerzas del régimen el pasado enero.

Además de Russo y Delgado hay otras 17 personas relacionadas con el «atentado», según el fiscal general del régimen, Tarek William Saab. Entre ellos figuran dos diputados, el expresidente de la Asamblea Nacional Julio Borges, y Juan Requesens, que ha sido detenido por el Sebin. La Asamblea Nacional Constituyente –el órgano oficialista creado por Maduro para anular al parlamento legítimo– levantó el pasado miércoles la inmunidad de ambos legisladores.

Lucha de facciones

ABC supo por una fuente extraoficial, que pidió el anonimato, que el «atentado» fue obra de un grupo interno del régimen, ligado a una de las facciones que se disputan el poder, para enviar un mensaje a Maduro, servir de excusa para arremeter contra dirigentes opositores y distraer la atención de la crisis humanitaria. Esta fuente apunta que sin una complicidad interna no habrían podido sobrevolar los dos drones la avenida Bolívar y que los equipos voladores no llevaban suficiente carga letal de explosivos, sino «apenas 30 gramos de C4 o pólvora» como para asustar y crear pánico.

El régimen aprovechó el atentado para magnificarlo y arremeter contra la oposición. En estos días el Tribunal Supremo en el exilio juzga en Bogotá a Maduro por corrupción y ningún medio lo destacó por estar ocupado con el atentado.

El presidente de la Constituyente chavista, Diosdado Cabello, ha dirigido la ofensiva contra los dirigentes opositores advirtiendo de que «la justicia viene con todo». Antes de despojar de inmunidad a Borges y Requesens, se le había retirado a los diputados María Corina Machado, Mercedes Aranguren, Freddy Guevara y Germán Ferrer.