Familia

«Parece que los niños no interesan cuando son víctimas de un secuestro parental»

José Luis Sariego, abogado y mediador familiar, explica en este artículo que es necesario dar mayor visibilidad al problema, puesto que en España se producen 400 secuestros internacionales de niños por parte de uno de su progenitores

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Últimamente, se habla en los medios de un secuestro parental de unos niños italianos, pero apenas se habla en España de que existen muchos más casos como este. Es como si los niños no interesaran mucho en este tema, salvo si el caso en concreto, ayuda a alguna otra causa social, sea legítima o ilegítima y, es entonces, cuando tienen repercusión mediática.

En España, cada año, hay unos 400 secuestros internacionales de niños, y se estima que, entre 15.000 y 25.000 niños, son secuestrados dentro de nuestro país, casi todos ellos durante un proceso judicial, en la lucha por poseer el control de la custodia de los niños.

Los casos de secuestro parental internacional, tienen la suerte de contar con Convenios internacionales, tales como el Convenio de Haya de 1980 y los famosos Convenios Bruselas sobre sustracción de menores de la UE y además cuentan con un proceso especial del art. 778, quáter de la LEC. Esto es si el niño es traído a España.

Si el niño es sacado de España, la DG de Cooperación Jurídica Internacional del Ministerio de Justicia, tienen unos magníficos profesionales que ayudan mucho en estos casos. Estos procesos no pueden durar más de 6 semanas y son de carácter urgentísimo. Esto es, que los jueces deben dejar a un lado todo lo que están haciendo, para resolver estos casos. Los niños no pueden esperar, como nos recuerda una y otra vez, tanto la ONU como el TEDH.

Sin embargo, si el secuestro o la sustracción del niño no traspasa las fronteras, los niños deben esperar meses, e incluso años, para que un Juez ordene la restitución del niño a su ciudad de origen y pueda volver a ver a toda su familia. Con perspectiva de género en la mano, debemos decir que casi el 95% de los secuestros parentales son cometidos por madres, y el resto, por los padres.

El más triste de los casos y muy poco conocidos, es el de los niños desaparecidos. No se sabe dónde están y si están vivos o no, porque desaparecen en países que no tienen firmado ningún convenio sobre la restitución de niños o, simplemente lo incumplen, una y otra vez.

Apúntate a la newsletter de Familia y recibe gratis cada semana en tu correo nuestras mejores noticias

O súmate a nuestro whatsapp, y recibe cada día en tu móvil lo más interesante de ABC Familia