El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, conversa con la líder de la oposición en Cataluña, Inés Arrimadas, durante un acto político que la formación naranja ha celebrado este sábado en la localidad barcelonesa de Sant Andreu de Llavaneras - EFE

Albert Rivera exige a un Puigdemont «que parece estar de Erasmus» en Bélgica que «dé la cara ante la Justicia»

En el mismo acto, Inés Arrimadas ha instado a desmantelar la «fábrica de mentiras» del nacionalismo y a participar en las elecciones del 21D para acabar con el «procés»

BARCELONAActualizado:

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha exigido este sábado al presidente cesado de la Generalitat de Cataluña, Carles Puigdemont, que «no se esconda» en Bélgica, donde parece que está de «Erasmus», y vuelva a España para «dar la cara» ante la Justicia. En un acto del partido en Sant Andreu de Llavaneras (Barcelona), Rivera ha incidido en que Cataluña se merece «un Gobierno que no esté imputado ni por el 3% ni por sedición», y ha remarcado que «nadie le va a decir a un juez cómo tiene que aplicar las leyes en este país», porque «tienen que ser libres» para tomar decisiones como los encarcelamientos de Oriol Junqueras y los exconsejeros.

Rivera ha enviado un «mensaje virtual» a Puigdemont en su «Erasmus» en Bruselas: «¡Allí donde esté, le digo una cosa, dé la cara ante la Justicia y no se esconda!». Además, le ha advirtido de que «uno no puede indignarse cuando un juez le imputa» cuando «cosecha resoluciones judiciales como trofeos». «Cuando uno se salta las leyes, ¿de qué se extraña por que un juez le haga aplicar la ley?», se ha preguntado, al tiempo que ha celebrado que los catalanes que quieren seguir siendo españoles hayan «roto el silencio y el miedo» al salir a las calles para «defender nuestra libertad, igualdad y democracia».

Ha asegurado que Carles Puigdemont y Oriol Junqueras no conseguirán quebrar la Constitución y la democracia, como tampoco lo hicieron los golpistas del 23-F ni la banda terrorista ETA. «¡No lo lograrán!», ha prometido ante un público que ha profirido cánticos de «Cataluña es España» y «libertad». «Queremos una Cataluña libre de corruptos, odios, nacionalismos…», ha continuado Rivera, para acto seguido instar a la ciudadanía a votar el próximo 21 de diciembre «para recuperar la libertad» en esta comunidad autónoma. El futuro de Cataluña, aseguró, «pasa por ir a votar en masa el 21-D». Por ello, ha animado a los catalanes a coger las papeletas e ir a votar «con todas sus fuerzas», las de los «valores democráticos». «Primero iremos a por la Generalitat y luego gobernaremos España», remachó el presidente de Ciudadanos.

El turno de Arrimadas

Por su parte, la líder de Ciudadanos en Cataluña, Inés Arrimadas, ha instado en el mismo acto a desmantelar la «fábrica de hacer mentiras» del nacionalismo catalán para conseguir que vuelvan las empresas que se han marchado y acabar con el «bochorno internacional» de esta comunidad.

En el mismo municipio en que el pasado mes de octubre fue declarada persona «non grata» –Sant Andreu de Llavaneras–, Arrimadas ha lamentado que el nacionalismo «siempre empobrece» y ha fracturado a la sociedad. A su juicio, lo grave no es haber sido declarada persona «non grata», sino que los independentistas pretendan hacer lo mismo en Cataluña con quienes no piensan como ellos, ya que considera que el nacionalismo «siempre hace lo mismo, señalar, criminalizar e impedir hablar».

«Desgraciadamente se han ido muchas empresas, pero la que debería irse es la fábrica de hacer mentiras de Junqueras, Puigdemont y Forcadell», ha dicho Arrimadas, quien ha asegurado que como presidenta de la Generalitat tendría dos objetivos: «Volver a unir a los catalanes y recuperar el respeto y la buena imagen que Cataluña ha tenido siempre» en el exterior.

Entre gritos de «votarem» (votaremos), Arrimadas se ha dirigido en catalán a los presentes en el acto para instarles a participar en las elecciones del 21 de diciembre para acabar con el «procés» y la «matraca independentista» y abrir una «nueva etapa» en la que destinar los Presupuestos a políticas sociales y educación. En este sentido, ha criticado que los independentistas «han recortado servicios sociales mientras abrían embajadas» y se han envuelto en una gran estelada para «tapar la corrupción» del caso del 3%.