Archivo

Estábamos todos equivocados. No es Venus, sino Mercurio, el planeta más cercano a la Tierra

Un equipo de investigadores descubre que, en realidad, es el primer planeta del Sistema Solar el que pasa más tiempo siendo el más próximo a la Tierra

MadridActualizado:

Lo estudiamos en la escuela, lo leemos en los manuales de astronomía y respondemos de forma casi automática cuando alguien nos lo pregunta: entre todos los planetas del Sistema Solar, Venus es el más cercano a la Tierra.

Y sin embargo, no es cierto. En realidad, el planeta más cercano a nosotros no es el Lucero del Alba, sino Mercurio. Y aunque sí que es verdad que Venus es el mundo que más se acerca a la Tierra en momentos concretos de su órbita, también lo es que Mercurio es el que, como promedio, pasa más tiempo siendo el mundo más cercano.

En un comentario publicado la semana pasada en Physics Today, en efecto, Tom Stockman, Gabriel Monroe y Samuel Cordner aseguran que "debido a algún tipo de descuido, ambigüedad o pensamiento grupal, quienes tienen que divulgar la Ciencia han difundido información basada en una suposición errónea acerca de cuál es la distancia promedio entre planetas".

"Varios sitios web educativos -ecriben los autores-, como The Planets and Space Dictionary, publican las distancias que han entre cada par de planetas, y todos muestran que Venus es el más cercano a la Tierra como promedio. Pero todos están equivocados. Incluso la literatura de la NASA nos dice que Venus es 'nuestro vecino planetrio más cercano', lo cual es cierto solo si estamos hablando de qué planeta tiene la aproximación más cercana a la Tierra, pero no si queremos saber cuál es el planeta que, como promedio, está más cerca de nosotros".

Normalmente, cuando se calcula la distancia que hay entre dos planetas, se suelen restar las distancias medias de esos mundos al Sol. Pero ahí, precisamente, es donde está el error, ya que ese cálculo solo sirve para conocer a qué distancia están dos planetas cuando se encuentran en el punto más cercano posible el uno del otro. Y resulta que, en ocasiones, Venus se encuentra justo en el lado opuesto del Sol, porque los dos planetas (Venus y la Tierra), se mueven a diferentes velocidades.

Método de punto-círculo

En su comentario, los investigadores explican cómo idearon una nueva técnica matemática, llamada "método de punto-círculo", para medir con más precisión a qué distancia se encuentran realmente dos planetas entre sí. El método permite establecer un promedio con la distancia a la que el planeta se encuentra en un gran número de puntos a lo largo de su órbita, y tiene en cuenta también cuánto tiempo pasa cada planeta a una distancia concreta de los demás.

Calculando de esta manera, resulta que fue Mercurio el que está más cerca de la Tierra durante la mayor parte del tiempo. Y no solo eso, sino que Mercurio resultó ser también el planeta más cercano a Saturno, Neptuno, Marte y todos los demás planetas del Sistema Solar. Para llegar a esta sorprendente conclusión, los investigadores verificaron sus hallazgos trazando las posiciones concretas de todos los planetas del Sistema Solar en sus órbitas cada 24 horas durante un periodo de 10.000 años.

"Al utilizar un método más preciso para estimar la distancia promedio entre dos cuerpos en órbita -aseguran los investigadores en su artículo- , encontramos que esa distancia es proporcional al radio relativo de sus órbitas internas. En otras palabras, Mercurio está más cerca de la Tierra, como promedio, que Venus, porque orbita más cerca del Sol. Además, Mercurio es también el vecino más cercano, como promedio, de cada uno de los otros siete planetas del Sistema Solar".

Para terminar de entenderlo, imagine que su vecino de la puerta de al lado pasa ocho meses al año en el extranjero. Si le preguntan cuál es su vecino más cercano, ¿qué respondería? Cuando está en casa, sin duda el más cercano sería el vecino de la puerta contigua, pero cada vez que se fuera de viaje su vecino más próximo pasaría a ser el de la siguiente puerta. Y ya que su vecino inmediato pasa fuera de casa ocho meses cada año, resulta que sería el vecino de la puerta siguiente el que, durante más tiempo, es en realidad su vecino más próximo.