«Lo que el viento se llevó» de la alemania nazi

Hitler rodó la película «Kolberg», una superproducción con la que humillar al drama más famoso del cine

Actualizado:

Hitler quedó maravillado con la película «Lo que el viento se llevó» pero tenía una gran pega: la había hecho el enegimo.

Así que el «Führer» decidió hacer su super producción: «Kolberg» idea del ministro de Propaganda, Joseph Goebbels, que quiso ilustrar el espíritu de resistencia y sacrificio del pueblo alemán.

El rodaje contó con un presupuesto desorbitado y se rodó con uno de los sistemas más caros de la época, Agfacolor, la versión alemana del Technicolor.

La ciudad de Kolberg se recreó con toneladas de madera y cartón piedra, se confeccionaron 10.000 uniformes del ejército francés, se trasladaron más de seis mil caballos, se movilizaron cien vagones con sal para simular la nieve y se construyeron decenas de casas que serían destruidas por el fuego y las inundaciones llegando, incluso, a desviar un río.