Vista de las pintadas en la iglesia de Maside, denunciadas por el cura a la Guardia Civil
Vista de las pintadas en la iglesia de Maside, denunciadas por el cura a la Guardia Civil - EFE
MENSAJES OFENSIVOS

La iglesia de Maside (Orense), atacada con pintadas en contra de los católicos y a favor de la república

La Guardia Civil mantiene abierta una investigación para dar con los autores tras la denuncia presentada por el cura

SantiagoActualizado:

En pleno Domingo de Ramos, los radicales volvieron a profanar un templo religioso en Galicia. En este caso, la iglesia de Meside (Orense), que amaneció cubierta de pintadas ofensivas contra la institución eclesiástica católica y los fieles, así como a favor de la república.

«Borregos» o «La religión es el opio del pueblo» son algunos de los mensajes que dejaron los vándalos en la noche del sábado al domingo. «Por la república», podía leerse también en los muros de piedra. Pintadas que descubrió la siguiente mañana el cura, que fue quien presentó la pertinente denuncia, según han confirmado a ABC fuentes de la Guardia Civil de Orense.

Dichas fuentes han precisado que la investigación sigue su curso para dar con los autores de las pintadas, sin que por el momento se hayan registrado novedades al respecto.

Este ataque se suma a los registrados en las últimas semanas contra otros edificios religiosos. Los principales titulares los acapararon las pintadas que sufrió la Catedral de Santiago de Compostela, con mensajes como «Guillotina Borbones».

«Dolor de los feligreses»

Desde el Obispado de Orense se ha lamentado el «daño material contra la Iglesia» provocado por las pintadas, que afectan a las cuatro fachadas del templo, pero especialmente «eldolor causado a los feligreses». El Obispado está a la espera de conversaciones con el departamento de Patrimonio de la Xunta para acometer la limpieza de los muros, según explicaron fuentes de la institución a Ep.

Por su aparte, el alcalde de Maside, José Manuel Iglesias Araújo ha apuntado la posibilidad de que el autor o autores procedan de fuera del municipio, pues «no encontramos a nadie que tenga ese perfil» en la localidad, «donde nos conocemos todos», ha declarado a Efe. «La iglesia está en el centro del pueblo y a los vecinos no les gusta ver esas pintadas», ha lamentado ante un acto de vandalismo que «no sabemos a qué viene».