El presidente de Abanca, Juan Carlos Escotet, el consejero delegado, Francisco Botas, y el director financiero, Alberto de Francisco
El presidente de Abanca, Juan Carlos Escotet, el consejero delegado, Francisco Botas, y el director financiero, Alberto de Francisco - MIGUEL MUÑIZ

Abanca compra Deutsche Bank PCC Portugal

La entidad presidida por Escotet suma 6.500 millones al negocio minorista y 41 oficinas en el país vecino

SantiagoActualizado:

Tras el intento frustrado por parte de Abanca de comprar la red de Deutsche Bank en España, su presidente, el venezolano Juan Carlos Escotet, confirmaba a principios de año que la entidad financiera seguía buscando oportunidades. En el punto de mira para expandirse y seguir creciendo estaban Portugal, Estados Unidos o Latinoamérica. Abanca reforzará finalmente su presencia en el país vecino. El banco ha firmado hoy la adquisición de la unidad de banca de particulares de Deutsche Bank’s Private & Commercial Client (‘PCC’) Portugal. Con la operación sumará 6.500 millones de euros al volumen de negocio minorista y su red comercial se incrementará con 41 centros, localizados mayoritariamente en las áreas de Lisboa y Oporto.

Una vez que Bruselas decidió poner fin al periodo de tutela previsto por haber recibido dinero público, Abanca inició su periodo de expansión. En septiembre el banco resultante de la fusión de las antiguas cajas, cerró la compra de Popular Servicios Financieros (PSF), la antigua financiera al consumo de Banco Pastor.

La nueva operación de compra de Deutsche Bank PCC Portugal «forma parte de la estrategia internacional de Abanca de crecer en mercados y segmentos complementarios con su proyecto», explica la entidad presididida por Escotet en una nota de prensa. El negocio consiste en 41 oficinas comerciales distribuidas por el país luso, principalmente en Lisboa y Oporto, de las que cuatro son centros de inversión y dos oficinas de banca privada. La filial portuguesa de Deutsche Bank cuenta con una cartera crediticia bruta de 2.400 millones de euros, 1.000 millones de euros en depósitos y 3.100 millones de euros fuera de balance. Tiene 50.000 clientes y 330 empleados y 100 agentes.

Hasta ahora la presencia de Abanca en Portugal se limitaba a la existencia de cuatro oficinas, pero la nueva adquisición permitirá reforzar su presencia en el país y será un «vehículo para potenciar en Portugal el modelo de negocio de Abanca, especialmente en empresas y seguros», afirma la entidad.

Según informa Abanca, Deutsche Bank PCC Portugal empezó a operar en el mercado luso en el año 1978 como banco de particulares y su principal foco está en clientes de banca privada con poder adquisitivo medio-alto. Su modelo de negocio lo «situó como líder del mercado portugués en la distribución de fondos internacionales», añade la entidad.

El calendario de la operación de compra finalizará en el primer semestre de 2019, una vez que hayan sido recibidas todas las autorizaciones y se concluya la integración tecnológica.