Imagen de archivo de Vicent Marzà, conseller de Educación
Imagen de archivo de Vicent Marzà, conseller de Educación - MIKEL PONCE
Educación

CSI·F critica que Educación exija la capacitació en valencià a profesores desplazados

Según esta medida, el título será necesario para poder acceder a puestos vacantes en las zonas catalogadas «valencianohablantes»

ValenciaActualizado:

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI·F) ha advertido hoy de que la Conselleria de Educación está exigiendo a los docentes desplazados, con plazas suprimidas en sus centros o reingresados tras excedencia,la capacitación en valencià para acceder a las vacantes.

Según ha informado el sindicato, los docentes que no disponen de esa capacitación están viendo limitadas sus opciones a las zonas catalogadas por la Administración como castellanohablantes.

Fuentes de la Conselleria de Educación han indicado que los docentes de Primaria tienen la capacitación en valenciano y los de Secundaria la han de tener para el próximo curso una vez concluidos cuatro años de moratoria de una orden de la conselleria de 2013.

La conselleria asegura que sigue ofreciendo cursos en valenciano para el profesorado y ha ampliado el número de plazas para facilitar la capacitación de los docentes.

Ha asegurado además que los profesores que vuelven a sus plazas no tienen ningún problema, ni en las zonas valencianoparlantes ni en las castellanoparlantes. SI optan por vacantes que no es la suya, pueden optar a las de las zonas castellanoparlantes hasta que obtengan la capacitación, como cualquier otro funcionario.

CSI·F ha exigido la revocación de esta medida que afecta a alrededor de 5.000 funcionarios docentes que no tienen la capacitación en valencià y que está vinculada al fin de la moratoria para acreditar la misma.

El sindicato ha explicado que si, por ejemplo, un docente con plaza en València y sin la capacitació vuelve tras una excedencia larga tendría que impartir en la comarca de Utiel-Requena; y lo mismo ocurriría con una docente suprimida en Benidorm que debería desplazarse a Elda.

Por ello, CSI·F ha exigido a la Conselleria de Educación que todos los docentes desplazados, reingresados o con plazas suprimidas puedan concursar para optar a vacantes tanto en zonas valencianohablantes como castellanohablantes de cara al próximo curso escolar.

Por otra parte, la central sindical ha mostrado igualmente su disconformidad por el hecho de que la Administración haya decidido catalogar en inglés, con la acreditación de B2, la mayor parte de plazas ofertadas en Infantil para adjudicar al personal suprimido y desplazado.

El sindicato considera que esta medida constituye una nueva limitación para los docentes que ya sufren el perjuicio de ver cómo su plaza ha sido suprimida.