Detalle de una de las estatuas, con el código QR en el que se puede encontrar más información
Detalle de una de las estatuas, con el código QR en el que se puede encontrar más información - ABC

Perros de hormigón «abandonados» por la calle para fomentar la adopción de mascotas

El Ayuntamiento Barcelona realiza una vistosa campaña en favor de los animales de compañía

BARCELONAActualizado:

Vistosa campaña estos días en Barcelona. El Ayuntamiento está promoviendo la adopción de animales de compañía que hayan sido abandonados o están perdidos con una campaña que ha dejado por las calles de la ciudad figuras de perros hechos con hormigón que simulan haber sido abandonados y que esperan una adopción.

Las figuras, que se han hecho por impresión 3D, se corresponden con perros reales que viven actualmente en el Centro de Acogida de Animales de Compañía de Barcelona (CAACB) y, de hecho, llevan una placa identificativa escaneable con un código QR mediante la cual se puede conocer la historia, el estado del perro y los procedimientos para poder adoptarlo.

ABC
- ABC

En total se han "abandonado" 20 estatuas a tamaño real, dos por distrito, que están atadas a diferentes puntos de la ciudad. Mercados, como el del Ninot, Clot o Santa Caterina, y plazas de la ciudad, como la Comas, Mayor de Sarrià, Lesseps, Virrei Amat o Bonanova, la rambla del Carmel o la biblioteca de Nou Barris cuentan estos días con estos perros.

El objetivo con la campaña pasa por promover la adopción y, a la vez, intentar reducir las cifras de abandono de mascotas. "El abandono es un acto reprobable. La adopción es la primera opción para ofrecer un hogar a los animales que esperan y necesitan una", incide el comisionado de Ecología, Frederic Ximeno, al hablar de la campaña.

El CAACB, que se encarga de los perros abandonados hasta que se reencuentran con sus familias o pueden ser adoptados, atendió el año pasado a 1.400 perros y gatos, un 13 % más que en 2016. Un total de 1.251 animales, un 15 % más que en 2016, fueron adoptados pero la entidad alerta de que "aún hay 70 perros que llevan más de un año esperando a ser adoptados".