R. ORDÓÑEZ | Vídeo: ATLAS

La autopista AP-1 Burgos-Armiñón deja esta medianoche de ser de pago

La medida llega tras años de reivindicación de distintos colectivos, que exigían esta liberalización por la peligrosidad y el importante número de accidentes registrados en la Nacional 1

ValladolidActualizado:

La autopista AP-1 entre Burgos y Armiñón (Álava) se convierte esta próxima medianoche en la primera vía de pago de España que deja de cobrar peaje al terminar la concesión con la empresa Europistas. La carretera volverá a depender directamente del Estado –salvo unos kilómetros que ya han sido «cedidos» al Gobierno vasco para su conservación–.

La medida llega tras años de reivindicación de distintos colectivos, que exigían esta liberalización por la peligrosidad y el importante número de accidentes registrados en la Nacional 1, única alternativa al abono del peaje. Ya hace un año la Junta de Castilla y León y el Gobierno de Mariano Rajoy habían alcanzado un acuerdo para que los camiones pudieran utilizar la autopista de forma bonificada, pero el cambio de Ejecutivo impidió que esta medida entrara en vigor. Fue el ministro de Fomento entrante, José Luis Ábalos, el que anunció su decisión definitiva de no prorrogar la concesión ni el peaje en aquellas vías de pago que terminaran el contrato de concesión durante su mandato.

Fomento ha alcanzado un acuerdo con la compañía, a la que la otorgará un contrato por el procedimiento de urgencia, para que siga ocupándose de la conservación de la infraestructura mientras el Ministerio culmina el proceso para contratar estos trabajos. En virtud de este acuerdo, la empresa subrogará a 62 trabajadores del total de 111 que estaban empleados en la autopista y para los que Itínere ya ha pactado un ERE de extinción.