Cartel que anuncia el inicio de las obras del nuevo hospital de Toledo
Cartel que anuncia el inicio de las obras del nuevo hospital de Toledo - ABC

El cartel que anuncia las obras del nuevo hospital ya está colocado

La Junta ha convocado para este lunes a los medios para darles los detalles de los primeros trabajos

ToledoActualizado:

Ya se ha colocado el cartel que anuncia las obras del nuevo hospital universitario de Toledo. Unas obras que llevan siendo inminentes desde hace un año y que parece ser que comenzarán este lunes, según la palabra del presidente de Castilla-La Mancha, el socialista Emiliano García-Page. A la pregunta de en qué consistirán estos primeros trabajos, en la Junta de Comunidades emplazan a mañana, donde se dará una rueda de prensa anunciando los detalles.

Por otro lado, la UTE Nuevo Hospital de Toledo (formada por las grandes constructoras OHL, Acciona y Desarrollo de Construcciones Viarias Dos -ACS-) tiene licencia para actuar desde el pasado viernes. Dos días antes, el miércoles, la adjudicataria había presentado la documentación en el Ayuntamiento de Toledo con la que obtener la indispensable licencia. Tras pasar el filtro de los técnicos del Consistorio, el viernes la alcaldesa socialista Milagros Tolón confirmaba que se había aprobado la licencia.

La construcción de este hospital, que se ubicará en el barrio del Polígono, surge de la necesidad, ya que en la actualidad Toledo solo cuenta con el Virgen de la Salud, que hace tiempo que se quedó pequeño. El nuevo hospital costará 300 millones de euros, contará con 800 camas y las obras se alargarán un mínimo de 30 meses.

La necesidad de que Toledo cuente con un nuevo hospital fue mencionada por primera vez en 2000 por el entonces consejero de Sanidad, Fernando Lamata. Dos años después se presentó un primer proyecto. En 2005, con José María Barreda de presidente, se presentó otro proyecto y años más tarde comenzarían las obras. Estas fueron paralizadas en 2011 con la llegada a la Junta de Comunidades del PP. Tres años más tarde, en 2014, el Gobierno de Cospedal presentó otro proyecto distinto, pero las obras nunca se reanudaron y el Ejecutivo regional acusó entonces al Ayuntamiento, con García-Page al frente, de no quererles dar la licencia correspondiente.