El etarra Antonio Troitiño a las puertas del tribunal de Londres que dirimía su extradición a España EFE

El etarra Antonio Troitiño ya está en la prisión de Soto del Real tras ser extraditado por la justicia británica

El histórico miembro del «comando Madrid», condenado a más de 2.700 años de prisión por la perpetración de 22 asesinatos, se había sustraído de la acción de la justicia en Londres

Actualizado:

Tras ser condenado a más de 2.700 años de prisión por la perpetración de 22 crímenes, el etarra Antonio Troitiño por fin está en España después de ser requerido por la Audiencia Nacional a la justicia británica por presunta pertenencia a banda terrorista.

Pasadas las seis de la tarde, ha llegado a la capital en un avión custodiado por agentes de la Policía Nacional, que lo condujeron a la madrileña prisión de Soto del Real, donde permanecerá hasta que el lunes el juez de la Audiencia Nacional José de la Mata le tome declaración.

El histórico miembro del «comando Madrid» quedó en libertad el 13 de abril de 2011 después de cumplir 24 años de cárcel. Una pena que según confirmó posteriormente la Audiencia Nacional se había computado de forma incorrecta. En concreto, el terrorista quedó en libertad después de cumplir algo más de un año de prisión por cada uno de los 22 asesinatos cometidos entre 1983 y 1986, si bien su estancia en la cárcel se tenía que haber extendido hasta este 2017.

A pesar de la orden de detención emitida por la Audiencia Nacional, el terrorista logró sustraerse de la acción de la justicia, refugiándose en Londres. Según fuentes de la Policía, habría logrado penetrar en el país gracias a un conjunto de documentos falsos facilitados por la banda terrorista ETA.

Fue precisamente en esta ciudad donde las fuerzas de seguridad británicas lo arrestaron el pasado 29 de junio de 2012, iniciándose entonces un calvario judicial en el que la Audiencia Nacional emitió hasta cuatro órdenes europeas de detención. Incluso la actual primera ministra del Reino Unido, Theresa May, expidió en 2013, cuando era secretaria de Interior, una orden de deportación contra él por «amenaza a los intereses del país».

Finalmente, y pese a los reiterados intentos de Troitiño de evitar la extradición, el Tribunal Superior de Londres acordó el pasado 28 de abril su entrega a las autoridades españolas, lo que se ha producido esta tarde.