AP

Noruega triplica su producción de petróleo en Brasil

La petrolera estatal Statoil adquiere el 25% de los derechos sobre Roncador, uno de los mayores campos de petróleo de Brasil

BerlínActualizado:

La petrolera estatal noruega Statoil continúa su expansión: luego que el mes pasado adquiriera las participaciones de la francesa Total en varias explotaciones en el Mar del Norte por 1.215 millones de euros, la compañía con sede en Stavanger –la capital petrolera de Noruega– ha anunciado el lunes haber adquirido el 25 % de los derechos sobre Roncador (propiedad de la también estatal Petrobras), uno de los mayores campos de petróleo de Brasil y que ubicado frente a Rio de Janeiro produce diariamente 240.000 barriles de crudo.

Controlada por el mayor productor de petróleo del Oeste europeo, Statoil pasa así a triplicar su producción en la costa de Brasil luego de aceptar comprar por hasta US$2.900 millones el 25% de uno de los yacimientos petrolíferos más grandes del país latinoamericano. El acuerdo se ajusta a la estrategia de Statoil de reforzar su presencia en Brasil, en momentos en que los noruegos buscan añadir nuevos barriles a su producción, los que son cada vez más difíciles de obtener en su territorio.

«Esta operación agrega material y una producción atractiva a largo plazo a nuestra cartera internacional, fortaleciendo aún más la posición de Brasil como un área central para Statoil», ha indicado su presidente Sætre. El acuerdo consiste en un pago inicial de US$2.350 millones más «pagos contingentes adicionales» de hasta US$550 millones. Se estima que Roncador es el tercer yacimiento productor más grande de Petrobras en la cuenca de Campos en el mar de Brasil y contiene aproximadamente 10.000 millones de barriles.

Statoil ha indicado que su intención es aumentar el factor de recuperación en al menos 5 puntos porcentuales, con lo que los volúmenes recuperables restantes del yacimiento llegarían a más de 1.500 millones de barriles. La producción en el yacimiento, que comenzó en 1999, se mantuvo en alrededor de 240.000 barriles de petróleo por día en noviembre. Después de la operación, la producción de Statoil en el yacimiento, que comenzó en 1999, aumentará a 110.000 barriles de petróleo por día, desde unos 40.000 por día.

Con la Cumbre del Clima de Bonn y el primer litigio por explotación de petróleo en el Ártico como telón de fondo, el Banco Central noruego recomendó en noviembre a Oslo que el fondo soberano de Noruega –con un billón de dólares, el más grande del mundo– desinvierta en petroleras y gasistas para cerrar el proceso que comenzó con la venta de acciones del carbón y que ahora termina eliminando la totalidad de los combustibles fósiles de su cartera.