España es líder mundial desde hace 24 años en los trasplantes
España es líder mundial desde hace 24 años en los trasplantes - ABC

¿Por qué somos una potencial mundial en trasplantes?

España lleva años siendo líder mundial porque apostó por fomentar la donación y mejorar la coordinación entre hospitales y comunidades

MADRIDActualizado:

El Registro Mundial de Trasplantes vuelve a confirmar que España sigue siendo una potencia internacional. Desde hace más de 25 años, nuestro país ocupa el primer puesto en donaciones y trasplantes y lo hace pese a la progresión de otros países europeos y Estados Unidos.

La Organización Nacional de Trasplantes, que ha dirigido de forma casi ininterrumpida Rafael Matesanz, nació en 1989. A los tres años de su andadura, España se convirtió en líder mundial de trasplantes. Fue el «milagro español» que hizo de nuestros médicos los más entrenados y especializados y hoy nuestro sistema organizativo es el espejo en el que todos los países quieren mirarse.

Líderes en solo tres años

¿Qué se hizo para que llegara tan alto una entidad con una plantilla de 30 personas y poco más de tres millones de presupuesto? Esta organización hizo de la pequeñez su virtud y funciona como una especie de franquicia. Cualquier cirujano de La Coruña, Madrid o Barcelona hoy se siente miembro de la Organización Nacional de Trasplantes, aunque la ONT no sea la institución que les dirija o les pague. Asumen, por convencimiento, lo que se pide desde la organización. Aquí no hay problemas de competencias autonómicas ni recelos entre comunidades.

Pero el verdadero secreto la ONT está en su organización, en tener a la persona indicada en el sitio y el momento adecuado, explica su director. La organización se encarga de seleccionar y entrenar a los profesionales que deben abordar a una familia en el peor momento de su vida, cuando han perdido a un ser querido. Los gestos, el tono, las explicaciones, el tiempo que cada uno de estos profesionales dedica a hablar con la familia de un donante es clave para evitar la pérdida de órganos que salvan vidas.

Apuesta por la donación

La mayoría de los países desarrollados han dedicado todos sus esfuerzos a mejorar la medicina del trasplante, a avanzar en las técnicas quirúrgicas, en los medicamentos que controlan el rechazo..., pero muy poco o nada a fomentar la donación. En España se apostó decididamente por ello para garantizar la autosuficiencia de un país.

Esa autosuficiencia ha impedido el tráfico ilegal de órganos. Las ventas de tejidos humanos que se anuncian en internet son estafas de mafias y delincuentes que utilizan esos anuncios para pedir dinero por adelantado. El tiempo de espera para un órgano se mide solo en la urgencia del enfermo. No importa la relevancia social ni económica del paciente. Quien más grave está es quien tiene la prioridad. Y ningún médico se atrevería a realizar un trasplante que desafíe la ley.