Marine Le Pen y Emmanuel Macron
Marine Le Pen y Emmanuel Macron - AFP

Macron y Le Pen, duelo a primera sangre política

La cita electoral tendrá lugar el próximo mes de mayo de 2019

Corresponsal en ParísActualizado:

Los partidos de Emmanuel Macron, La República en Marcha (LREM, centro derecha reformista), y Marine Le Pen, Agrupación nacional (AN, extrema derecha), se disputan a cara de perro el puesto de primer partido de Francia, cuando la derecha tradicional pierde terreno y el socialismo se hunde, ante las elecciones europeas del mes de mayo 2019.

Según un sondeo Ifop publicado por varios medios, como Le Figaro y Sud-Ouest, LREM y AN (ex Frente Nacional, FN), están técnicamente empatados, contando con 19 a 21 por ciento de intenciones de voto.

El partido del presidente Macron permanece estable, mientras que el partido de Le Pen ha ganado 3 puntos.

Ese duelo Macron - Le Pen domina el nuevo paisaje político francés de manera espectacular, a siete meses de una elecciones importantes para toda Europa.

Huérfano de Nicolas Sarkozy, el partido de la derecha tradicional, Los Republicanos, cuenta con 14 por ciento de intenciones de voto, con una tendencia a la baja o la estabilidad precaria.

Muy espectacular es el hundimiento histórico del PS, que oscila entre el 5 y el 7,5 por ciento de intenciones de voto, una de las cotas más bajas de la historia del socialismo francés.

Tras una tendencia a la alza, durante varios meses, el partido de extrema izquierda populista Francia Insumisa (FI), liderado por Jean-Luc Mélenchon, solo cuenta con un 11 por ciento de intenciones, cuando el PCF se confirma como una organización muy marginal, con un modestísimo 3 por ciento de intenciones de voto. Los ecologistas, por su parte, continúan estables, sin varias su 7 por ciento tradicional.

Instalados en el podio ganador, disputándose el primer puesto, a cara de perro, los partidos de Macron y Le Pen esperan consolidar ese liderazgo inestable e imprevisible.

El presidente de la República lanzará este lunes un “maratón” político, esperando poder beneficiarse de las conmemoraciones del primer centenario de la primera guerra mundial, entre 1914 - 1918. Marine Le Pen espera ser la primera gran beneficiaria del descontento popular contra Macron y su gobierno.