El partido antieuro de Alemania celebra su congreso fundacional
Los líderes de Alternativa para Alemania, Konrad Adam (izq.), Frauke Petry y Bernd Lucke (dcha.), durante el congreso fundacional del partido este domingo en Alemania - reuters

El partido antieuro de Alemania celebra su congreso fundacional

Aunque no logre entrar en el Parlamento tras las elecciones de septiembre, puede perjudicar a la coalición de Angela Merkel. Propone la disolución de la eurozona

Actualizado:

El nuevo partido «eurocrítico» alemán, Alternativa para Alemania (AfD), ha decidido este fin de semana su programa electoral de cara a las elecciones generales de septiembre. Varios minutos duró la ovación de los 1.500 miembros participantes, después de que aprobaran participar en las legislativas.

En su congreso fundacional realizado este domingo en Berlín, el AfD decidió entrar en la campaña electoral al Bundestag con un llamamiento a disolver el «error histórico» del euro. Para evitar embarcarse en discusiones infinitas y que acabara el día sin el manifiesto aprobado, el AfD realizó una votación sin debate y dejó éste último para el resto del día. Según el propio partido, el AfD ya cuenta con unos 7.500 aspirantes a miembros, cuyas solicitudes están siendo procesadas.

«¡Terminemos con este euro!», titula la web del partido, que lista a sus simpatizantes más destacados. Encabezados por el periodista Konrad Adam («Die Welt», «Frankfurter Allgemeine»), entre ellos figuran gran cantidad de economistas y democristianos (CDU).

Autodenominados como «eurocríticos» y no «antieuropeos», el AfD se desvincula de la extrema derecha y se acerca más a los liberales. Aunque no logre entrar en el Parlamento en las próximas elecciones generales de otoño, su fundación puede costarle valiosos votos a los partidos de la coalición de la canciller Angela Merkel (CDU).

Se desmarcan de la extrema derecha y se acercan a los liberales

Entre otros asuntos, el AfD propone en su programa ladisolución ordenada de la eurozona. «Europa no necesita del euro», dicen. La reintroducción del marco no debería ser un tabú: «Cada pueblo debe democráticamente poder decidir sobre su moneda». Según el portavoz del partido, el profesor de economía de la Universidad de Hamburgo Bernd Lucke, la disolución de la zona euro en su forma actual es una demanda central del AfD: la introducción del euro ha sido un error histórico que debe corregirse ya. Que el euro fracase no significa que fracase Europa, comentó Lucke en su discurso.

Europa se hunde bajo el euro en un sur empobrecido y un norte económicamente con éxito que resucita viejos sentimientos antialemanes. En el AfD opinan que una disolución de la eurozona reducirá las tensiones en la región. Apoyado por el exjefe de la Asociación Federal de la Industria Alemana (BDI), Hans-Olaf Henkel, el AfD demanda además mayor participación de los parlamentos nacionales en la Unión Europea.

Oportunismo

Entre las voces críticas al AfD se encuentra el exministro liberal de Exteriores Hans-Dietrich Genscher, quien considera la fundación de este partido como una oportunidad para preservar el euro: «Europa está en una encrucijada -ha dicho al semanario "Focus". Aquellos que abiertamente o en la sombra promueven el fin de la unión monetaria, ponen en peligro la integración en su conjunto». Genscher agregó que «no existe ninguna alternativa responsable» a la Unión Europea. Directa o indirectamente, señaló el exministro, se está poniendo en cuestión el gran logro de la integración europea tras la Segunda Guerra Mundial.

Al mismo tiempo, el ministro presidente democristiano del Estado de Hesse, Volker Bouffier, tildó al AfD como «un nuevo partido temático» que hay que tratar con sumo cuidado. Bouffier hizo un llamamiento en el semanario «Der Spiegel» para que los votantes no se dejen llevar por el oportunismo del AfD.