Ana Boyer y Fernando Verdasco
Ana Boyer y Fernando Verdasco - Gtres

Ana Boyer revela todos los detalles de su boda con Fernando Verdasco

la novia ha elegido como padrino a su hermano Julio y a su hermana mayor Tamara como testigo

MadridActualizado:

Aunque desde hacía tiempo se venía insistiendo en los planes matrimoniales de la pareja, lo cierto es que hasta el pasado 20 de septiembre la pareja formada por Ana Boyer y Fernando Verdasco no anunciaba oficialmente su compromiso, y lo hacía protagonizando la portada de la revista «¡Hola!». Hoy, poco más de un mes después, vuelven a sus páginas principales para desvelar los detalles de la ceremonia.

Una playa como escenario de fondo fue el lugar elegido para que el tenista Fernando Verdasco le pidiese matrimonio a su novia Ana Boyer. Y parece que de esta misma forma quieren darse el «sí quiero». Así lo han revelado a la revista la hija de Isabel Preysler: «Nos casaremos en el puente de diciembre. Los invitados llegarán a la isla el día antes y queremos que sea algo muy relajado. Queremos, sobre todo, disfrutar de estar juntos y hacer lo que nos apetezca en cada momento», cuenta sobre ese día en el que unos cincuenta invitados serán testigos de su amor.

La citada revista asegura que la novia ha elegido como padrino a su hermano Julio y a Tamara como testigo. Acompañando a su hermana mayor cuatro de sus mejores amigas ejercerán también como testigos. «Me siento emocionado por ser el padrino de boda de Ana» asegura el futuro padrino para la publicación.El resto de su familia estará presente por supuesto en un día tan importante para la pequeña de la familia.

La pasada semana se publicaba en otra revista un supuesto enfrentamiento de la matriarca con la familia del que en primavera será su yerno, Fernando Verdasco. El motivo, según la publicación, son los preparativos de la boda del tenista y la menor de sus hijos, Ana Boyer. «No entiendo de dónde sacan esas historias, que para nada son ciertas. Según me han contado, unos reporteros acudieron a la clínica donde ha estado ingresado Antonio Carmona y cuando le vieron, le preguntaron por la boda de Ana y Fernando. Él dijo que no sabía nada, seguramente para no meter la pata por si contaba algo que no debía; y eso ahora lo interpretan como que hay enfrentamientos familiares. No es cierto. Ni siquiera la madre de Fernando está molesta. Además, quienes deciden todo lo relacionado con su boda son los propios novios. Esto ya no es como en mi época. Ahora ellos organizan todo y, como mucho, mi hija me consulta alguna cosa. Pero nada más», explicaba Isabel para este periódico, y así lo ratifica su hija pequeña para la revista: «Mi madre está encantada con la boda y con Fernando».