Alejandro Talavante y Jessica Ramírez ponen fin a su matrimonio

El distanciamiento entre el torero y la modelo mexicana salió a la luz hace unos seis meses

MadridActualizado:

Tras un matrimonio de cinco años y dos hijos en en común, Alejandro Talavante (31 años) y Jessica Ramírez decidieron el pasado verano poner fin a su relación. Poco después, en octubre, el torero extremeño tomó la decisión de retirarse de los alberos por «tiempo indefinido». De la ruptura entre ellos se hacía eco ayer la edición digital de la revista «¡Hola!», donde aseguran que antes de poner fin a su matrimonio, el diestro y la modelo mexicana llevaban tiempo haciendo vidas por separado.

En la oficina de Talavante conocieron la noticia al mismo tiempo que trascendía a los medios de comunicación. «Él jamás habla ni hablará sobre sus asuntos personales», afirmaron a ABC. Desde que decidiera retirarse, de Talavante se ha sabido poco, ya que «está completamente apartado de todo», pero tampoco ha estado parado.

Algunas semanas se instala en su residencia de Madrid y, aunque reside en Badajoz, los fines de semana los suele pasar en su finca de Olivenza, a las afueras de la ciudad. Allí, en la Iglesia de Santa María del Castillo, él y Ramírez se dieron el «sí, quiero» en 2003. Una ceremonia de la que fueron testigos grandes amigos de la pareja como Sergio Ramos y Pilar Rubio, José María Manzanares, Julián López «El Juli» o Finito de Córdoba.

Cuando él y Ramírez decidieron poner punto y final a su matrimonio, lo que más les preocupaba era la adaptación de sus hijos -Alejandro y Álvaro- a esta nueva situación familiar. Por ello, tanto el torero como la modelo continúan instalados en Badajoz, donde tenían su residencia familiar y donde han crecido los niños. Así, ambos intentan continuar con sus vidas de la forma más natural posible, para que no repercuta en los pequeños.