Monumento al Peregrino eregido en las próximidades al Monasterio de Santo Toribio de Liébana (Cantabria)
Monumento al Peregrino eregido en las próximidades al Monasterio de Santo Toribio de Liébana (Cantabria) - SOCIEDAD AÑO JUBILAR LEBANIEGO

Liébana (Cantabria) y Caravaca (Murcia) se miran en el ejemplo de Santiago para atraer al turismo religioso

Ambas localidades celebran su propio Año Jubilar, de los que esperan que sea un impulso económico para sus comarcas en actividades como la hostelería

MadridActualizado:

Este año España acoge la celebración casi simultánea de dos años jubilares en Santo Toribio de Liébana (Cantabria) - hasta abril del año próximo- y Caravaca de la Cruz (Murcia) - que finaliza el 8 de enero - relacionados ambos con la «Lignum Crucis» o Cruz de Cristo, algunos de cuyos fragmentos se conservan en ambas localidades. Más allá de atraer a miles de peregrinos de todo el mundo suponen un impulso económico y tienen en el Camino de Santiago su modelo. Así lo afirma el consejero de Turismo de Murcia, Javier Celdrán, quien se fija como meta alcanzar «la dimensión del Camino de Santiago». Para Manuel Bahillo, director de la Sociedad Año Jubilar Lebaniego,«hay que trabajar como lo está haciendo Santiago».

Desde Turismo de Galicia destacan «la internacionalización del Camino y la diversificación de flujos son tendencias al alza en los últimos años»: En concreto, en el Xacobeo 2010 caminaron hacia Santiago 272.412 peregrinos por 277.854 del año pasado, fecha del último Xacobeo. Hasta agosto se estima que han llegado ya 205.354 personas, un 9% más que en el mismo periodo de 2016. De las cuales, cerca del 60% son extranjeros de 170 nacionalidades diferentes. Según el «Plan Director y Estratégico del Camino de Santiago en Galicia 2015-2021» se estiman 655 millones de euros de ingresos para este periodo y un gasto medio por peregrino de 44 euros/día. Desde la agencia turística de la Xunta concluyen que el Camino, al discurrir mayoritariamente por zonas rurales, «ayuda a la fijación de la población» ya que, en su opinión, genera y distribuye la riqueza.

También ponen en valor que «los flujos están diversificados» y, como ejemplo, aportan un dato: Por el denominado Camino Francés – que une la localidad francesa de Saint Jean de Pied de Port con Santiago de Compostela - llegan el 60% de los peregrinos por un 20% que usan el Camino Portugués – que parte de la ciudad fronteriza con Portugal Tuy-, y otro 20% repartido en otras rutas como el Camino del Norte, el Primitivo o el Inglés.

Caravaca: Impulso a la hostelería

Por su parte, la Consejería de Turismo de Murcia apunta que sólo entre enero y agosto de este año ya habrían peregrinado al Santuario de la Vera Cruz de Caravaca 300.000 personas, triplicando las cifras de 2010 - último Año Jubilar-. Para atender al creciente número de visitantes, «principalmente de carácter nacional» según el Ayuntamiento de Caravaca, el gobierno de Murcia impulsa más de un centenar de actuaciones como la inversión de 5,6 millones de euros en la conservación de más de 30 carreteras. En el ámbito municipal, han impulsado acciones como la restauración de las murallas del Castillo por un montante de 400.000 euros.

AYUNTAMIENTO DE cARAVACA DE LA CRUZ
AYUNTAMIENTO DE cARAVACA DE LA CRUZ

Para el titular de Turismo murciano, «el Año Jubilar será un punto de partida para atraer más inversiones» gracias al incremento de visitantes que en Hostelería o las agencias de viajes empleaba en junio a 41.127 personas a nivel regional, un 7,6% que el año anterior, según el Ministerio de Empleo. Lo que representa un punto y medio más que el conjunto de España liderando el crecimiento en afiliación turística junto a Cantabria (7,6%), donde está Santo Toribio de Liébana.

En esta línea, el presidente de la Cámara de Comercio de Murcia Pedro García-Balibrea reconoce que el Año Jubilar está siendo «un revulsivo para el turismo» para la zona, y como muestra de este dinamismo recuerda que de las casi 2000 empresas censadas «casi dos tercios» están vinculadas al sector servicios. Por ejemplo, en una de las principales rutas de peregrinación- el «Camino de Levante» entre Orihuela y la citada localidad murciana- ya se cuenta con 376 establecimientos entre hoteles y casas rurales, unas 6905 plazas de alojamiento.

Liébana: Mayor ocupación

El citado Monasterio, que celebra desde abril su Año Jubilar, en los Picos de Europa, pertenece a la comarca de Liébana (Cantabria). Desde la Sociedad Año Jubilar preven que se supere el millón de visitantes registrado en 2016 y estiman que en lo que llevamos de año, ya se han acercado al Monasterio unas 650.000 personas y hasta 5.000 personas han sellado ya su credencial, tras recorrer el Camino Lebaniego. Lo que representa incrementos cercanos al 10% respecto a 2016, aunque advierten que el Año Santo comenzó el 23 de abril.

«La mayoría de los peregrinos y visitantes viene de la mitad norte de España, aunque hay un aporte importante de peregrinos de Francia o Alemania», ha apuntado Maneul Bahillo. Todo ello, según el responsable del ente público encargado de gestionar el Año Jubilar, en una comarca que «gracias al Parque Nacional de los Picos de Europa, cuenta con una infraestructura turística previa» formada por 115 hoteles y 30 albergues. Al respecto, desde este organismo, subrayan que se han organizado hasta la fecha 200 actividades en torno al Año Jubilar a las que han acudido más de 120.000 personas, con un gasto medio estimado de 125 euros por persona/noche y un retorno directo de 11 millones de euros.

Por su parte, desde el Gobierno de Cantabria, esperan la llegada de 1,5 millones de peregrinos durrante este tiempo, y ya han invertido hasta 4 millones de euros en albergues, señalización, promoción o infraestructuras. Al respecto fuentes de la Consejería de Economía apuntan que «la repercusión más importante se producirá en la ocupación hotelera». En este sentido, esperan que los espectáculos organizados entorno al Año Jubilar generen un retorno de hasta 17,5 millones de euros así como un incremento de la ocupación. Por ejemplo, según el director del Parador de Fuente De, el número de pernoctaciones a 31 de julio habría crecido un 15%respecto a 2016.