La gran banca pagó 32,1 millones a sus consejeros, un 15,4% más

Banco Santander destinó 11,9 millones de euros en el primer semestre del año

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Banco Santander, BBVA, Sabadell, CaixaBank y Bankia dedicaron 32,1 millones de euros a pagar a sus respectivos consejeros durante el primer semestre del año, un 15,4% más que en el mismo periodo de 2018. Y entre los grandes del sector bancario, Banco Santander es la entidad que más dinero concedió a esta partida, según la información remitida por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El grupo presidido por Ana Botín destinó, entre enero y junio, 11,3 millones de euros, un 27% más en términos interanuales. Aunque sus consejeros percibieron 300.000 euros menos de remuneración fija, hasta un total de 3,45 millones, las dietas (todos aquellos gastos laborales que genera el empleado fuera de su puesto de trabajo) ascendieron desde los 2,27 millones de 2018 hasta 2,4 millones. Eso sí, el principal responsable de este incremento fueron las indemnizaciones (1,8 millones), a las que se suman otros 3,6 millones en virtud de conceptos varios, como la aportación a sistemas de ahorro a largo plazo.

Tal y como sucedió el año pasado, el BBVA se lleva la plata, con 9,8 millones, 500.000 euros más que a cierre de junio de 2018. Los quince directivos del banco -presidido por Carlos Torres Vila- cobraron 2,7 millones en sueldos, dos millones en dietas por asistir a las sesiones del consejo y 1,5 millones en retribución variable en efectivo. A ello hay que añadir cerca de 3,5 millones, de los cuales 1,3 millones corresponden al paquete de acciones entregado durante el semestre a los consejeros ejecutivos, 1,2 millones para el sistema de pensiones y 980.000 euros a la retribución en especie de todos los miembros del consejo.

Les sigue el Sabadell que, no obstante, fue la entidad que más incrementó esta partida, hasta un 28,2% más, un total de 5,9 millones de euros frente a los 4,6 millones de 2018. El grueso de las retribuciones, 2,5 millones, pertenece a la remuneración fija y 1,16 millones a las gratificaciones fijadas por estatuto. Además, el banco que preside Josep Oliu ha incrementado un 57% la retribución variable de sus consejeros, hasta los 2,2 millones, frente a los 1,4 millones del primer semestre de 2018.

Mientras, la partida de CaixaBank, en la cuarta posición, creció un leve 1,3%, sobre todo, por el aumento del salario fijo, que pasó de 709.000 a 778.000 euros. Al contrario que las dietas, que se redujeron en 100.000 euros y representaron el 44,7% del total (1,7 millones).

Por su parte, Bankia, a pesar de que el salario de toda su cúpula está sujeto a los límites impuestos por el Gobierno para los bancos que han recibido ayudas públicas, ha destinado alrededor de 100.000 euros más que en 2018. Ya el año pasado, una vez culminada la fusión de Banco Mare Nostrum (BMN), la entidad incrementó este presupuesto un 2,86%, como consecuencia del cargo ejecutivo otorgado al presidente de BMN, Carlos Egea, con lo que el órgano pasó de once a doce miembros. Así, en la primera mitad de 2018, dedicó 1,3 millones de euros; de esa cantidad, 897.000 euros fueron en concepto de retribución fija, y 401.000 euros, en dietas.

Resto de directivos

La remuneración percibida por la masa de directivos de estas cinco entidades también creció entre enero y junio de este año, en concreto, un 8,7% más, hasta los 46,3 millones de euros (3,7 millones superior a la de 2018).

No sorprende que, de nuevo, en este apartado, despunta el Santander, con una partida de 20,9 millones de euros, 1,2 millones más respecto al periodo anterior. A la zaga, el BBVA, con 13,26 millones, y CaixaBank, con 6,18 millones. A continuación, de la misma forma que ocurre con sus consejos, el Sabadell, con 4,17 millones, y Bankia, con 1,8 millones, cierran la clasificación de la gran banca.