Es Noticia

OT: 2018 La bronca de Noemí Galera a los concursantes de «OT 2018»

La directora de la academia lamentó el excesivo uso de los móviles que hacen los chicos durante las clases

TVE
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Este miércoles se emitió en TVE la primera gala de la nueva temporada de «OT: 2018». Se trata de la primera gran prueba de fuego para los dieciseis triunfitos tras sus primeras días formándose en la academia más famosa de nuestra televisión. No era poco lo que se jugaban, pues dos de ellos acabarían la noche con su permanencia en el talent en el aire y otro más sería el gran ganador de la gala.

Antes de pasar a las actuaciones en pareja, que eran las que luego evaluaría el jurado para sopesar la continuidad de los triunfitos en la gala, los jóvenes concursantes cantaron en grupo «This is me», de la BSO de «El gran showman». Los ocho temas elegidos para ser defendidos por los triunfitos fueron «Feel it still» con Natalia y Famous, «Ella» con Marta y María, «Respect» con Alba Reche y Noelia, «Alfonsina del mar» por Dave y Marilia, «Perfect» con Damion y África, «Échame la culpa» por Alfonso y Sabela, «El ataque de las chicas cocodrilo» con Carlos Right y Miki y «Vuelvo a verte» con Joan y Julia.

Roberto Leal, el presentador de este exitoso talent show, intercala entre las actuaciones musicales crónicas de la vida de los jóvenes en la academia. Para ellos, pasar por «OT» es para ellos como un campamento muy largo en el que conviven las 24 horas del día durante semanas y semanas. Los chicos están todavía poco sueltos, pues se nota que hace poco que se conocen y todavía no tienen la confianza que llegaron a tener los concursantes de la edición anterior.

Entre las anécdotas simpáticas de esta semana se puede contar la «bronca» que Noemí Galera, la directora de la academia, les echó a los jóvenes por estar constantemente colgados del móvil. «En caso de haber una tercera edición de "Operación Triunfo", que no lo sé, los móviles se quedan fuera», les dijo la veterana profesora. El motivo que hizo cabrear a Galera fue ver a los chicos sacarse constantemente fotografías para subirlas a sus redes sociales. «En clase no os sacáis fotos, os las sacáis luego cuando no estáis ensayando», les regañó.

«¿No están aislados? ¡Pues aislados es aislados, coñe!», dijo amargamente Galera para cerrar su diatriba contra los teléfonos móviles.