ES NOTICIA EN ABC

El Gobierno prepara una tasa para que las plataformas como Netflix financien RTVE

El Ministerio de Economía eleva a consulta la modificación en la regulación audiovisual por la cual los nuevos operadores como Netflix o HBO tendrían que pagar un impuesto como el resto de operadores

Vídeo: Netflix inaugura su primera sede de producción europea en Madrid
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Cada vez son más las plataformas audiovisuales a las que tenemos acceso en España. Ahora, el Gobierno quiere sacar tajada al ponerles una tasa para que Netflix, HBO, Filmin, Rakuten, Amazon Prime y Sky financien Radio Televisión Española (RTVE) a través de la misma. De ser así, las plataformas pasarían a contribuir a la financiación de la televisión pública y el desarrollo del cine y la cultura europea como lo han hecho hasta ahora Mediaset, Atresmedia, Movistar, Vodafone y Orange.

Según informa «El Confidencial», esta medida estaría justificada por la implementación de una directiva de la Comisión Europea sobre telecomunicaciones que conlleva, entre otras cuestiones, la ampliación del concepto de «operadores de servicios de telecomunicaciones».

El Ministerio de Economía y Empresa ya trabaja para «actualizar y modernizar el marco regulatorio audiovisual vigente en la UE, buscando establecer una regulación del audiovisual más acorde con la era digital, caracterizada por la rápida evolución tecnológica, la aparición de nuevos modelos de negocio y los cambios en las pautas de visionado y de consumo de productos audiovisuales».

Este cambio legislativo se inscribe en el paquete de propuestas presentadas por la Comisión Europea en la estrategia para la creación de un Mercado Único Digital de mayo de 2015. Por ello, el Ministerio de Economía y Empresa lo ha elevado a consulta pública con veinticinco preguntas dirigidas a los distintos agentes implicados para que hagan sus aportaciones a la normativa.

Según el citado medio, los operadores ya habría recurrido a instancias como el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) y el Tribunal Supremo español al considerar desproporcionada la tasa.