El presidente del PP, Pablo Casado, ha visitado un campo de naranjas en La Pobla de Vallbona (Valencia)
El presidente del PP, Pablo Casado, ha visitado un campo de naranjas en La Pobla de Vallbona (Valencia) - EFE
Elecciones Generales

El PP acusa a Sánchez de esconderse al huir de un cara a cara con Casado

Indignación en Génova por la decisión del candidato socialista al negarse a debatir con la primera fuerza política de España

MadridActualizado:

La decisión de Pedro Sánchez de no debatir cara a cara con Pablo Casado ha causado indignación en el PP, donde confiaban en que el candidato socialista respetara lo que ya era una tradición electoral y creían que no se atrevería a una maniobra tan burda para evitar ese debate. Fuentes populares acusaron a Sánchez de «esconderse» para no tener que contestar claramente si va a pedir el voto para pactar con Otegui, Torra y los independentistas y si piensa indultar a los presos del juicio del 1-O.

El PP ha vuelto a airear varios vídeos a través de las redes sociales en los que se escucha a Sánchez acusar de «mucha soberbia» a Rajoy por resistirse a un debate, y le exigía que diera la cara y acudiera a los debates. «Ahora Sánchez se esconde», afirman los populares.

Los populares recuerdan que González debatió con Aznar y Aznar con González, Zapatero debatió con Rajoy y Rajoy lo hizo con Rubalcaba y con Sánchez. «Ahora Sánchez quiere romper con una tradición democrática y hurtar a los españoles el derecho a conocer las opciones de Gobierno».

«Sánchez se esconde para no contestar claramente si va a pedir el voto para pactar con Otegui, con Torra y los independentistas, y se va por peteneras cuando tiene que contestar por los posibles indultos a los presos del juicio del 1-O», subrayan fuentes populares.

El equipo de Pablo Casado ha confirmado que el presidente del PP participará en el debate entre cinco que Sánchez sí ha aceptado en una televisión privada.

El PP tenía un interés especial en este cara a cara para que se visualizara a Casado como referente claro de Gobierno en el centro derecha, lo que podría favorecer la unidad de voto que está reclamando el candidato de los populares. Y esa es, al mismo tiempo, la razón más probable por la que Sánchez ha rechazado ese debate y ha aceptado uno en el que esté presente Vox, a pesar de no tener representación en el Congreso.

Podemos: «Una vergüenza»

La número dos de Podemos al Congreso por Madrid, Irene Montero, ha considerado este jueves una «vergüenza de decisión» que el PSOE no haya aceptado el debate a cuatro en TVE, ya que, en su opinión, «si algún debate debe ser obligatorio en campaña electoral es el de la televisión pública», según informa Efe.

«Un candidato debería aceptar todos los debates», ha reprochado Irene Montero, que recuerda que así lo defendía Pedro Sánchez cuando no era presidente del Gobierno. Montero ha dicho además que en Podemos están «encantados» de debatir con Santiago Abascal, de Vox, para de ese modo dejar en evidencia «los riesgos que supone que en este país haya un gobierno de derechas, tanto si ese gobierno es del PP, Cs y Vox como si es del PSOE y Ciudadanos».

Por su parte, Albert Rivera, líder de Ciudadanos, ha expresado en Twitter que tiene «muchas ganas de debatir cara a cara con Sánchez» para «explicar a los españoles el proyecto de futuro de Ciudadanos. Allí nos vemos».