El presidente de Air Europa, Juan José Hidalgo, a su llegada al aeropuerto internacional El Dorado de Bogotá
El presidente de Air Europa, Juan José Hidalgo, a su llegada al aeropuerto internacional El Dorado de Bogotá - EFE

Air Europa negocia abrir una línea a Cartagena de Indias después de inaugurar su vuelo a Bogotá

El presidente de la aerolínea, Juan José Hidalgo destacó en el acto de inauguración que, en su primer vuelo, la capacidad de ocupación del avión alcanzó el cien por cien

BOGOTÁActualizado:

Air Europa quiere seguir creciendo en el continente americano. Después de inaugurar este martes su línea Madrid-Bogota, ahora se encuentra en negociaciones para abrir una nueva ruta en Colombia, que uniría la capital de España con Cartagena de Indias. Así lo adelantó el presidente de esta compañía aérea, Juan José Hidalgo, en el aeropuerto de Barajas, minutos antes de la salida del primer vuelo a Bogotá, en el que el mismo viajó. Una línea que se realizó a bordo de uno de los aviones de última generación adquiridos por la compañía, Dreamliner, que combina el rendimiento medioambiental y reduce de forma notable la duración del vuelo. Además, también está trabajando para crecer en China y ampliar su presencia en América del Norte

Hidalgo destacó en el acto de inauguración que, en su primer vuelo, la capacidad de ocupación del avión alcanzó el cien por cien, “nunca me había ocurrido”, señaló, mostrando su satisfacción por el “éxito del arranque”. En este sentido, señaló que esto le anima a “seguir apostando fuertemente” por Colombia, concretamente con Cartagena de Indias: “Faltan matices de unos acuerdos que se están realizando”.

Por su parte, el embajador de Colombia en España felicitó a Hidalgo por la puesta en marcha de esta vuelo que, a su juicio, “traerá enormes beneficios a todos” y supone una “ventaja adicional para los colombianos que utilizan esta ruta a Madrid y para todos los que conectan a través de esta ciudad. Un factor importante que puede impulsar este crecimiento es el “nuevo escenario de paz”.

El tráfico entre ambos países se ha incrementado en torno a los 70.000 viajeros en lo que va de año y el deseo del gobierno colombiano es que los 168.000 pasajeros que llegan a Colombia desde España se pueda pasar a 200.000.