El PP presenta el recurso de inconstitucionalidad contra la prohibición de los toros en Cataluña

Se vulneran más de diez artículos de la Constitución. García-Escudero critica la hipocresía socialista en materia taurina y aboga por incluir la Fiesta en el Inaem

ROSARIO PÉREZ
MADRID Actualizado:

En medio de un aluvión de periodistas y una lluvia de flashes, Pío García-Escudero hizo el paseíllo en el Tribunal Constitucional para presentar sus «credenciales» contra la prohibición de los toros en Cataluña: un recurso de inconstitucionalidad firmado por cincuenta senadores del PP —María Dolores de Cospedal, Alicia Sánchez Camacho y Javier Arenas, entre otros—, que confían en ganar «pues está bien fundamentado». ¿Argumentos? «Se infringen artículos de la Constitución —subrayó el portavoz popular en el Senado—, como el acceso a la libertad de todos los españoles, a las manifestaciones culturales, es decir, a la creación artística, y a la libertad del empresariado». Pero su recurso va más allá: «Lo más importante es que en todos los decretos de transferencias de la Administración Central a las Administraciones Autonómicas sobre competencias en materias de espectáculos se habla de las facultades en cuanto a regulación, promoción u ordenación, pero en ningún caso de prohibición».

Artículos vulnerados en cultura

En su opinión, la Tauromaquia está protegida por las leyes nacionales y europeas, «con lo que al prohibirse esta actividad de carácter cultural se vulneran cinco artículos de la Constitución». Según recoge el recurso, éstos son los afectados: «El 20, que recoge la libertad de expresión, libertad de creación artística, libertad de cátedra y libertad de comunicación; el 27, sobre el derecho a la educación; el 44, en el que se dice que los poderes públicos promoverán el acceso a la cultura; el 46, que establece que se garantizará y promoverá el enriquecimiento del patrimonio histórico, cultural y artístico español, y el 149.1.1º, que indica que el Estado tiene competencia exclusiva sobre la regulación de las condiciones que garantizan la igualdad entre todos los españoles».

Libertad empresarial

Otro quinteto de artículos de la Carta Magna se han saltado a la torera en la cuestión empresarial, según los senadores del PP: «El 38, que reconoce la libertad de empresa y se asegura de que los poderes públicos garantizarán y protegerán su ejercicio; el 40, para promover el progreso social y económico; el 128, que establece que la riqueza del país está subordinada al interés general; el 149.1.13º, que fija como competencia exclusiva del Estado el establecimiento de las bases y coordinación de la planificación general de la actividad económica; el 139.2, que dice que ninguna autoridad puede adoptar medidas que directa o indirectamente obstaculicen la libertad de circulación y establecimiento de las personas y la libre circulación de bienes en todo el territorio español».

Competencia exclusiva del Estado

Los senadores hacen hincapié en la cuestión competencial: «El asunto no admite controversia alguna. Con la ley en la mano, el Parlament, a efectos prohibitivos de la Fiesta, carece de competencias, ya que están reservadas a la Administración Central. Y la ley catalana no se ha limitado a regular o reglamentar, sino a prohibir de plano». Además, evocan que el derecho comunitario recoge expresamente los valores de la Fiesta Nacional y recoge la Tauromaquia como «una excepción» al régimen general de tutela en materia de bienestar animal.

Hipocresía y crisis

García-Escudero criticó la «hipocresía» del Parlament catalán en materia taurina: «Prohíben las corridas y blindan los toros en la calle. Si se aferran al sufrimiento animal para abolir las corridas, ¿acaso no sufren en los corre-bous? Es una incoherencia total». Aprovechó para recordar que su grupo político, además de continuar su firme defensa por la Fiesta en Cataluña, luchará por los problemas que más preocupan a los ciudadanos: «La crisis económica y el desempleo. La política de Zapatero y del Tripartito ha fracasado absolutamente».

Situación en Canarias

García-Escudero aclaró también la diferencia de la situación catalana con la canaria: «En Canarias, la ley de protección animal de 1991 es de los domésticos y de compañía. No se menciona en ningún momento las corridas de toros. El entonces presidente canario reconoció que en absoluto se prohibían las corridas. Si en Canarias no hay toros, es sencillamente porque no hay tradición taurina».

Vuelta de los toros a RTVE

El portavoz del PP en el Senado se refirió también a la propuesta de su partido para que vuelvan los toros a RTVE. ¿Qué postura cree que tomará el PSOE? «Este Gobierno, en materia taurina, me tiene muy perplejo. A la hora de dar el paso y comprometerse no lo hace, como pasó en el Senado al rechazar la declaración de la Fiesta Bien de Interés Cultural (BIC). Nosotros hemos pedido permanentemente que se televisen corridas, como se dan en Telemadrid, Canal Sur o Canal Nou. Es una pena que el único programa sea “Tendido Cero”, en la segunda cadena y un sábado a una hora malísima. El como es que lo presentan con una galleta de rotulito para indicar que es para mayores de siete años».

Cultura e Inaem

Respecto al trasvase de la Fiesta del Ministerio del Interior a Cultura, señaló a ABC: «Han dicho que simplemente van a pasar el registro de profesionales. Y yo creo que debería ser mucho más. La manera de reconocer su apoyo sería declarar la Fiesta BIC y de integrarla en el Instituto Nacional de Artes Escénicas y la Música (Inaem), como está el teatro o la danza. Se pueden hacer muchas cosas, pero de momento no creo que tengan intención...»