Los consejeros de Cultura de la Generalitat y del Gobierno aragonés, Santi Vila y Mayte Pérez, durante la reunión que han mantenido en Zaragoza
Los consejeros de Cultura de la Generalitat y del Gobierno aragonés, Santi Vila y Mayte Pérez, durante la reunión que han mantenido en Zaragoza - Fabián Simón
El litigio de los bienes

Cataluña acepta devolver a Aragón sólo 53 de las más de 200 obras de arte que le debe

Se trata de las piezas de menos valor, pero sigue sin entregar las que tiene expuestas y la Generalitat busca un arreglo político para no perderlas definitivamente en el futuro

ZARAGOZAActualizado:

La Generalitatha aceptado devolver a Aragón 53 de las algo más de 200 obras de arte que mantiene retenidas pese a acumular sentencias en contra que le ordenan entregarlas a sus legítimos propietarios, parroquias y ayuntamientos aragoneses.

Esas 53 obras de arte que va a devolver de forma inminente –en cuestión de semanas– son las de menor valor de todas las que le reclama Aragón desde hace décadas. Se trata de parte de las piezas que componen el conocido como Tesoro Artístico del Monasterio de Sijena (Huesca); en concreto, las que se guardan en los almacenes del Museo Nacional de Arte de Cataluña (MNAC), que hasta la fecha ha prescindido de incorporarlas a sus exposiciones permanentes.

El resto de piezas, las que sí se exponen, seguirá reteniéndolas: otras 44 del Tesoro Artístico de Sijena que están en el Museo de Lérida; las valiosas pinturas románicas que hace 80 años fueron arrancadas de los muros de ese monasterio oscense y que se exhiben en el MNAC barcelonés; y nada se ha avanzado sobre las 112 piezas que componen la colección conocida como «bienes de la Franja», retenidas en el Museo leridano.

El acuerdo ha sido alcanzado este jueves en una reunión que han mantenido en Zaragoza los consejeros de Cultura de la Generalitat, Santi Vila, y del Gobierno aragonés, Mayte Pérez.

La consejera aragonesa ha destacado como un éxito el acuerdo al que se ha llegado hoy, tras años de bloqueo institucional en este asunto. El Gobierno de Aragón que preside el socialista Javier Lambán confía en que sea el primer paso para una resolución definitiva de estos contenciosos –el largo proceso sobre la reivindicación de los bienes– y que esta región recupere el patrimonio que sigue retenido en Cataluña.

Tras el encuentro, el consejero catalán ha dejado entrever que la Generalitat persigue un arreglo político para el resto de colecciones que viene reclamando Aragón desde hace años y sobre las que los tribunales le han ido dando la razón a la parte aragonesa. El objetivo de la Generalitat, según ha desvelado el consejero catalán, es «articular mecanismos institucionales que hagan posible una gestión conjunta desde el punto de vista patrimonial».

Esto ha puesto en alerta al Ayuntamiento de Villanueva de Sijena, la pequeña localidad oscense que ha logrado acorralar judicialmente a la Generalitat para recuperar los bienes de su histórico monasterio. El abogado de este ayuntamiento oscense, Jorge Español, ha advertido que «bajo ningún concepto vamos a negociar nada; no es negociable lo que nos corresponda por justicia», ha subrayado, a la par que considera el acuerdo alcanzado hoy en Zaragoza como «un engañabobos» y una «nueva maniobra de la Generalitat» para evitar, a futuro, verse obligada a devolver a Aragón las piezas más valiosas, entre ellas las pinturas murales del Monasterio de Sijena.

Jorge Español considera que el acuerdo alcanzado este jueves entre el Gobierno aragonés y la Generalitat es «una mera operación de márketing político». Cree que el Gobierno catalán busca un arreglo político para no verse forzado a desprenderse por completo de estas valiosas colecciones, en particular las pinturas murales de Sijena, «porque sabe que el pleito lo va a perder, ya que no tiene ningún título de propiedad de esas pinturas».

Además, ha indicado que, si la Generalitat tuviera una auténtica buena fe por resolver estos conflictos, habría aceptado entregar a Aragón la colección artística de Sijena al completo –no solo una parte–, y habrían renunciado a las apelaciones que han ido presentando contra las sentencias que hasta la fecha les han quitado la razón en el litigio sobre el Monasterio de Villanueva de Sijena.

Las colecciones y su situación procesal

Sobre este Tesoro Artístico de Sijena existe hasta la fecha una sentencia, dictada por el juzgado de Primera Instancia número 1 de Huesca, que el año pasado dio la razón a Villanueva de Sijena y determinó que toda esa colección artística debía serle devuelta por parte de la Generalitat. El Gobierno catalán recurrió esa sentencia y apeló también contra la orden de ejecución provisional de la misma; es decir, contra la entrega de esas obras de arte –97 en total– hasta tanto se resuelvan los recursos planteados en instancias superiores.

En cuanto a las pinturas murales de ese monasterio oscense, permanecen expuestas en el Museo Nacional de Arte de Cataluña. Villanueva de Sijena también las reclama, lo que está siendo objeto de otro pleito que está pendiente de sentencia y que se está viendo en el juzgado número 2 de Huesca.

Por otra parte, Aragón sigue esperando otras 112 obras de arte que continúan retenidas en Cataluña. Se trata de los conocidos como «bienes de la Franja», piezas pertenecientes a parroquias aragonesas. Este litigio quedó resuelto hace años en la jurisdicción eclesiástica, con sentencia firme que ordena a la Diócesis de Lérida a devolver todas esas piezas a sus legítimos propietarios. Sin embargo, la sentencia nunca ha llegado a ejecutarse. Esta colección permanece en el Museo de Lérida. La Diócesis ilerdense alega que no puede entregarlas sin el permiso de la Generalitat, y ésta se ha negado sistemáticamente a darlo.