Internacional

Venezuela tiene un 82% de hogares en la pobreza, según una encuesta

Según el informe, estas cifras le sitúan como el país «más pobre de América Látina»

Venezuela tiene un 82% de hogares en la pobreza, según una encuesta

Venezuela ya es el país más pobre de América. Ha superado incluso a Haití. El número de hogares que viven en la pobreza creció hasta el 82 % en 2016, según la Encuesta Nacional de Condiciones de Vida (Encovi), cuyos resultados fueron presentados ayer.

El sociólogo y politólogo Ángel Oropeza, que fue el encargado de dar a conocer las alarmantes cifras, desmintió además que el epresidente fallecido Hugo Chávez hubiera favorecido a los pobres, pues 18 años después de la llegada del chavismo al poder los más desfavorecidos viven aún peor.

«El presidente Hugo Chávez se jactó de decir que él llego al poder en un país con 80% de pobreza. Eso nunca fue verdad. A lo máximo que llegó la pobreza en Venezuela antes de él fue al 45%, que es muchísimo, pero que era la mitad de lo que él decía», indicó Oropeza al adelantar parte de los resultados de la encuesta en el programa radial La Fuerza es la Unión, que conduce el periodista y secretario ejecutivo de la Unidad Democrática, Jesús Chúo Torrealba.

«Pero ahora sí es verdad. Por primera vez en la historia de Venezuela, a paso de vencedores y gracias justamente a gente como él, ahora sí llegamos al 82% de hogares en la pobreza», precisó Oropeza, integrante del equipo multidisciplinario de investigadores de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), Universidad Central de Venezuela (UCV) y Universidad Simón Bolívar (USB), responsable del estudio. «Ya pasamos a ser el país más pobre de América Latina, incluyendo a Haití. En términos de ingresos, somos más pobres que Haití», aseguró.

La encuesta, realizada en 2016 entre 6.500 familias, arroja también «el fenómeno extraño, malsano, grosero y brutal de que tenemos un 52% de pobreza extrema, lo que quiere decir que más de la mitad de las familias venezolanas están en pobreza extrema, mientras que solo el 18% por ciento son hogares no pobres», añadió.

Ocultar información

No hay manera de constrastar las cifras de la Universidad Católica Andrés Bello con las oficiales porque el Instituto Nacional de Estadísticas ha dejado de publicar sus informes desde hace más de diez años, al igual que otras estadísticas sociales, como la nutrición y la criminalidad. El régimen chavista ha decidido ocultar la información real para no crear pánico y alarma en la sociedad.

Los datos de 2016 contrastan con los del informe de 2014, cuando se realizó por primera vez la encuesta, que registró entonces que un 48% de hogares vivían en la pobreza, frente a un 51% no pobres, un 24,8% que sufrían una pobreza moderada y un 23% que estaban en la pobreza extrema.

En 2015 el salto fue brutal: pasamos de 48% a 73% de hogares en pobreza y al 49 % de pobreza extrema. «Una cosa extraña, que no pasa en ninguna parte del mundo, es que la pobreza extrema superaba la pobreza moderada», apuntó Oropeza.

El psicólogo explicó que la diferencia entre pobreza moderada y extrema radica en el acceso a la canasta alimentaria (nutrientes necesarios para alimentar a una familia de cuatro personas en un mes) y a la canasta básica. Si una familia tiene problemas para financiar la canasta alimentaria, figura en la categoría de pobreza extrema. Si tiene posibilidad de acceder a la canasta alimentaria, pero no a la básica, que es la alimentaria más ciertos servicios mínimos, entonces entra en la categoría de pobreza moderada.

«La dieta de Maduro»

La pérdida de peso, que a modo de broma la tildan de «la dieta de Maduro», que es un tema relacionado con el de la pobreza, registró que en 2016 tres de cada cuatro venezolanos, es decir, el 75% de los encuestados, refirieron una pérdida de peso, sin querer, de ocho kilos y medio como promedio. En el caso de los más pobres, la pérdida de peso llega a casi diez kilos. «Esto se debe a que casi diez millones de personas comen dos o menos veces al día», indicó el experto.

Asimismo, subrayó que de nuevo Venezuela se coloca como el país donde el gasto per capita privado en salud es el más alto. «En el caso de la salud hemos sufrido una inversión o una involución neocapitalista salvaje. Este es el país donde la salud la financia el bolsillo de sus ciudadanos en un porcentaje de 63%», señaló. «Venezuela es el país donde hay más desprotección en términos de salud de la región y uno de los más desprotegidos del mundo», concluyó.

Toda la actualidad en portada

comentarios