ES NOTICIA EN ABC

Eurovisión 2018 Chipre brilla en la primera semifinal de Eurovisión y se confirma como alternativa para el triunfo

La eliminatoria más ajustada de esta edición confirma el duelo entre Israel, Chipre y Estonia. El representante checo luce totalmente recuperado de su lesión

Horario y dónde ver segunda semifinal Eurovisión 2018

Eleni Fouriera, de Chipre, se ha reivindicado como una de las favoritas para ganar Eurovisión 2018
Eleni Fouriera, de Chipre, se ha reivindicado como una de las favoritas para ganar Eurovisión 2018
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

La primera semifinal de Eurovisión 2018 se presentaba como la más dura de los últimos años, en la que estaban concentrados la mayoría de favoritos, y los 19 aspirantes no han decepcionado. Sobre el escenario, sobre todo, ha destacado Chipre, que no ha desperdiciado su oportunidad de alzarse como alternativa a la gran favorita de esta edición de Eurovisión, Israel. La sorpresa la ha dado Albania y Eugent Bushpepa, que con su impresionante chorro de voz ha conseguido un pase que no tenía nada fácil. Históricos como Grecia o Azerbaiyán (que siempre se ha clasificado para la final) se quedan por primera vez fuera de competición. Tampoco Bélgica ha logrado convencer.

Eleni Foureira, la represente chipriota de Eurovisión 2018, ha brillado con luz propia sobre el escenario y no solo porque su «Fuego» contara con llamas de verdad, sino por su coreografía imposible al ritmo de una canción en la que no para durante tres minutos de infarto. El público ha sabido agradecérselo con uno de los aplausos más sonoros de toda la gala y una más que merecida clasificación la final del sábado.

Israel, que tenía todo para tener una candidatura ganadora, se ha ido desinflando a medida que se ha acercado la fecha del festival y eso se ha notado sobre el escenario, a pesar de la entrega del público. Netta ha sido número uno en las casas de apuestas desde que lanzó su tema, pero a pesar de ello, su puesta en escena no ha convencido a todo el mundo. Una canción que, en apariencia, era mucho menos competitiva que «Toy» como es la chipriota, se ha alzado como la candidatura perfecta con la puesta en escena que necesita una triunfadora para Eurovisión.

El cantante checo, Mikolas Josef, ha conseguido también su pase a la final de Eurovisión del sábado a pesar del susto inicial que se llevó con su primer ensayo, en el que se lesionó tras ejecutar mal un salto mortal. Con la puesta en escena, ahora sí, adaptada, «Lie to me» ha cumplido las expectativas de una propuesta que también puede tener opciones de cara a al final. Al igual que Estonia, que con la cantante lírica Elina Nechayeva y «La Forza», íntengramente interpretado en italiano, ha defendido este primer asalto con nota sobresaliente.

Los búlgaros Equinox, tal y como estaba previsto, han pasado sin difultades este primer corte y han presentado «Bones», donde juegan con los planos y distintas composiciones de cámara. Preciada clasificación también para Finlandia con Saara Aalto y «Monsters» o la romántica propuesta lituana de Ieva Zasimauskaite con «When we're old», con la que ha subido hasta al marido al escenario.

El representante irlandés, Ryan O'Shaughnessy, se ha mostrado visiblemente emocionado por una clasificación que sabía muy reñida. No en vano, su país es el que más triunfos eurovisivos cosecha (7) pero se les han resistido las buenas posiciones desde la apertura del festival a los países centroeuropeos. Su puesta en escena, que traslada a la pareja de chicos del videoclip ha gustado mucho dentro y fuera del Altice Arena de Lisboa, que ha acogido «Together» como ganadora. También con sorpresa recibía su noticia Cesár Sampson, el representante austriaco que ha interpretado «Nobody but you».

A estos diez clasificados se les unirán los diez que hagan lo propio en la segunda semifinal de Eurovisión del jueves, los miembros del «Big 5» y el país anfitrión, Portugal. Los 26 competirán el próximo sábado, 12 de mayo, por conseguir el preciado micrófono de cristal a manos de Salvador Sobral.