Fotografía del 22 de octubre de 2010 que muestra a Gadafi en una reunión con Chávez en Trípoli - EFe

Gadafi y su estrecha relación con Chávez

El intercambio de regalos y alabanzas ha sido muy habitual entre ambos mandatarios

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Las sospechas de que Muamar Gadafi habría huído a Venezuela tienen que ver con la estrecha relación entre el coronel libio y el comandante y presidente venezolano Hugo Chávez, que ha realizado hasta seis visitas a Libia para suscribir varios acuerdos. En 2005 se habían firmado alrededor de 17 y para finales de 2010 se contabilizaban más de 150 convenios entre los dos países.

La relación Chávez-Gadafi ha tenido sus momentos clave. Famosa fue la visita del líder libio a la II Cumbre de América Latina – África, que se realizó en septiembre de 2009 en la Isla de Margarita, donde fue el invitado especial. En ese acto, el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, le entregó el collar de la Orden del Libertador y le regaló una réplica de la espada de El Libertador Simón Bolívar.

«Compañero presidente, esta es la réplica de la espada que libertó América hace 200 años. Es una joya, se la regalaron los pueblos a Bolívar (...). Esta espada está viva y hoy anda por América Latina (…) En nombre de nuestro pueblo, de la revolución bolivariana, te la entrego a ti (Gadafi), soldado revolucionario, líder del pueblo libio, de la revolución libia, de los pueblos de África y líder también para los pueblos de América Latina», dijo Chávez. «Lo que es Bolívar para nosotros, es Muamar al Gadafi para el pueblo libio», agregó. Una frase que quedará para la posteridad.

Gadafi, por su parte, ofreció a Chávez una silla de montar hecha a mano con el tradicional atuendo para el caballo y los escudos protectores del jinete, todo elaborado artesanalmente y tejido en plata. «Hecho especialmente en su honor, presidente», expresó Gadafi.

La jaima que instaló Gadafi en el Hotel Hilton de Margarita durante su visita a la II Cumbre de América-África dio mucho que hablar. No sólo por la exentricidad, sino también porque curiosamente después de su partida el Gobierno de Venezuela anunció la expropiación del hotel, al parecer por los problemas que puso la gerencia del Hilton para complacer las peticiones de la delegación libia.

La famosa jaima se quedaría en Venezuela como parte de una donación que le hiciera Gadafi a Chávez y éste le conseguiría utilidad en diciembre de 2010, para refugiar en el Palacio de Miraflores a un grupo de damnificados a causa de las lluvias. «Ameliach, (Francisco Ameliach, ministro de la secretaria) tú tienes que ir preparando hasta el Despacho 1, y me pones la carpa que me regaló Gaddafi. Ubícala, me la puedes instalar ahí en un jardín de Miraflores, instálamela porque yo me mudo para esa carpa».

En la última visita de Chávez a Libia en octubre de 2010, el mandatario venezolano recibió el doctorado Honoris Causa mención en Ciencias de la economía humanística, en la Academia de Estudios Superiores en la capital de Libia, en reconocido por poner en práctica un modelo económico orientado específicamente a satisfacer las necesidades de los más pobres. En esa ocasión, Chávez expresó su admiración por Gadafi y por las soluciones que propone para la «democracia directa» y resaltó que Libia es «un firme aliado de Venezuela».

Acuerdos de palabra

Las seis visitas que ha realizado Chávez a su homólogo Muamar Gadafi para la firma de acuerdos parece no haber sido más que retórica. Pese a que se contabilizan más de 150 convenios binacionales, sólo ocho han sido publicados en Gaceta Oficial venezolana.

En 2001 se publicó en Gaceta el primer acuerdo que incluía cooperación cultural, científica y educativa. En 2008 se acordó la supresión de visas en pasaportes diplomáticos. Mientras que en 2009 se oficializó un acuerdo en educación superior que incluía el intercambio de docentes, estudiantes y materiales de estudio.

La Gaceta Oficial extraordinaria Nº 6.017 con fecha de 30 de diciembre de 2010 contenía un grupo de acuerdos aprobados por la Asamblea Nacional y que el presidente Chávez había firmado en su última visita a Libia en octubre de 2010.

Entre los documentos aprobados destaca la creación de un fondo de promoción de inversiones entre Libia y Venezuela, cuyo monto no se especifica, pero que en octubre de 2010 se había dicho oficialmente que sería de 1.000 millones de dólares «a partes iguales». Se incluye también el acuerdo aeronáutico que permitiría el vuelo directo Caracas-Trípoli y otro Trípoli-Margarita, y también pactos en el área portuaria.

Otro de los acuerdos refrendados por el parlamento fue el de cooperación energética que abarca grandes planes para compartir, colaborar y participar conjuntamente en «explotar el potencial petrolero y gasífero», infraestructura, triangulación de exportaciones, empresas mixtas, entre otros.

Adicionalmente, ambos países han pactado tratos que están en etapa de estudio o desarrollo como llevar la señal de Telesur a Libia, el desarrollo de 75 mil hectáreas en los rubros de ganadería de carne, producción de leche, cultivo de arroz y desarrollo de turismo ecológico en el Hato Piñero, becas de Fundayacucho para 50 estudiantes y un grupo binacional de seguimiento para la complementación económica.