La Reina y el dean de Windsor. Detrás Guillermo y Catalina de Cambridge
La Reina y el dean de Windsor. Detrás Guillermo y Catalina de Cambridge - EFE
REALEZA

Isabel II y los Duques de Cambridge celebran el domingo de Pascua en Windsor

La Capilla de San Jorge, donde tendrá lugar la boda entre el Príncipe Harry y Meghan Markle, se ha abierto para la ocasión

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

La Reina de Inglaterra ha asistido este domingo al tradicional servicio de Semana Santa en la Capilla de San Jorge del Castillo de Windsor, precisamente en el mismo escenario donde dentro de un mes y medio tendrá lugar la boda del Príncipe Harry y Meghan Markle.

Isabel II
Isabel II - EFE

Isabel II ha elegido para la ocasión un primaveral conjunto de abrigo y sombrero color cereza, así como un vestido con estampado de flores. Junto a la monarca estuvieron los Duques de Cambridge, así como Beatriz y Eugenia de York (a quien acompañaba su prometido, Jack Brooksbank), la Princesa Ana y Zara Tindall.

Momentos posteriores al servicio religioso
Momentos posteriores al servicio religioso - EFE

Faltaron al servicio el Duque de Edimburgo, esposo de la Reina, quien tiene algunos problemas en la cadera, y el Príncipe Harry y Meghan Markle, quienes este fin de semana han optado por dedicarlo a actividades privadas. Precisamente este domingo se ha sabido, según Kensington Palace, que la pareja ya ha elegido a una florista de Londres, cuyo nombre no ha trascendido, para los arreglos florales y la decoración de su boda.

Catalina de Cambridge, con abrigo de Catherine Walker
Catalina de Cambridge, con abrigo de Catherine Walker - EFE

Catalina de Cambridge, que en breve sale de cuentas y cuya agenda oficial ya ha sido cerrada con motivo de su próxima maternidad, lució un elegante abrigo marrón oscuro de Catherine Walker, diseñadora asentada en el barrio londinense de Chelsea y que en su día ya vistió a la Princesa de Gales y a la propia madre de Catalina,Carole Middleton. Completó su estilismo con un tocado de la marca Lock & Co, unos zapatos «nude» de Gianvito Rossi y unos pendientes de Balenciaga.