Tres jueces de los siete magistrados del tribunal del «procés», con el presidente Marchena en medio
Tres jueces de los siete magistrados del tribunal del «procés», con el presidente Marchena en medio - EFE

Una lechuza, 600 plumillas y Rajoy

El juicio contra el «procés» —un hito histórico, que se retransmitirá por televisión e internet, y contará con testigos de renombre y cientos de periodistas— se celebrará en el salón más solemne del Tribunal Supremo

Actualizado:

Una lechuza negra sobrevolará las cabezas de Oriol Junqueras y el resto de acusados. Esta rapaz nocturna -una alegoría del mal- forma parte de la obra que se extiende en el techo del salón de plenos del Tribunal Supremo, un escenario que ha acogido algunos de los juicios más importantes de la historia de España. Desde hoy, este salón será el escenario de la histórica vista contra el «procés», un juicio que escribirá el desenlace de una crisis que llegó más lejos que nunca, con una declaración unilateral de independencia.

La pintura de Marceliano Santa María -que representa a la Justicia y el bien venciendo a los delitos y al mal- presidirá desde lo alto. En este recinto se celebra la apertura del año judicial, además de las tomas de posesión de los nuevos jueces y fiscales del Alto Tribunal, una institución con más de 200 años, ubicada en el antiguo Convento de las Salesas.

600 periodistas de todo el mundo

Más de 600 periodistas de 150 medios de comunicación, 50 de ellos extranjeros, atenderán el desarrollo del juicio. Una cifra que refleja la gran expectación generada en España y en Europa. De los foráneos hay mayoría de Alemania y Francia, pero también holandeses y suizos. De fuera de Europa se han acreditado «plumillas» de Estados Unidos, Rusia y China. Los reporteros se repartirán entre el salón de plenos -al que solo accederá una veintena de periodistas, sin ningún dispositivo, ni siquiera el teléfono móvil-, la biblioteca y el salón de actos del Supremo, habilitados para seguir la vista.

Retransmisión íntegra

Cualquier persona podrá «observar» el juicio en cualquier momento. La vista será retransmitida íntegra en directo, tanto por televisión como a través de la página web del Poder Judicial. Este canal nunca se ha utilizado para emitir un juicio en nuestro país. Un proceso público es una de las garantías del sistema penal español: cualquiera, con la única limitación de la capacidad de la sala, puede presenciarlo sin obstáculos.

Público, prensa y familiares

Además de los jueces, fiscales, abogados y acusados -los protagonistas de la obra teatral que representará el juicio-, otros actores secundarios podrán atender al juicio oral desde dentro del salón de plenos, limitado a unas 100 personas. 24 familiares (dos por cada acusado), una veintena de periodistas, representantes institucionales y en torno a cincuenta personas de público serán los testigos privilegiados.

Rajoy, Santamaría, Rufián y Colau

Entre los más de 500 testigos que declararán se encuentran importantes personajes públicos como el expresidente del Gobierno Mariano Rajoy, la exvicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría y el exministro Cristóbal Montoro. También el diputado de ERC Gabriel Rufián o la actual alcaldesa de Barcelona, Ada Colau.

Los calabozos de la Audiencia Nacional

Los nueve acusados que se encuentran en prisión preventiva serán conducidos cada mañana al juicio desde las cárceles de Soto del Real (los hombres) y Alcalá (las mujeres). Aguardarán en los calabozos de la cercana Audiencia Nacional y serán dirigidos a la sala, en un traslado con el mayor respeto posible a su dignidad, evitando su exposición. En los recesos para comer, los acusados almorzarán un menú económico en una sala del tribunal dedicada habitualmente a conferencias y exposiciones. Las sesiones, de mañana y tarde, comenzarán a las 10, y están previstas de martes a jueves, aunque el tribunal podrá añadir lunes y viernes.

Asiento para Torra y otras instituciones

La Generalitat de Cataluña, el Parlamento catalán y la Cámara vasca tendrán dos asientos reservados cada día dentro del salón de plenos. Los miembros del Govern y del Parlament citados como testigos no podrán, aun así, acudir como público hasta después de sus propias declaraciones. Todos ellos tienen la condición de autoridad pública. Como tal, Torra -que solo en la primera sesión de hoy estará acompañado por dos miembros de su Govern- será recibido en la puerta principal, en la madrileña plaza de la Villa de París, por la jefa de gabinete del presidente del Supremo, Carlos Lesmes.