Luis María Beamonte
Luis María Beamonte - Fabián Simón
Política

Beamonte formaliza su candidatura para relevar a Rudi al frente del PP aragonés

Todo apunta a que será el nuevo líder regional de los populares tras el congreso que celebrará el partido a finales de marzo

ZaragozaActualizado:

El actual presidente provincial del PP en Zaragoza y alcalde de Tarazona, Luis María Beamonte, formalizó este martes en la sede regional del partido su candidatura para relevar a Luisa Fernanda Rudi al frente de los populares aragoneses.

Todo apunta a que Beamonte se convertirá en el nuevo líder del PP aragonés tras el congreso regional que el partido celebrará a finales de marzo para abrir nueva etapa con una renovada cúpula directiva.

Rudi anunció hace un año que iba a dejar la presidencia del PP aragonés, que asumió a finales del año 2008, momento en el que Beamonte se convirtió también en presidente provincial de los populares zaragozanos.

Hace tiempo que se daba por hecho que Beamonte iba a presentarse a la sucesión y que su candidatura era, de todas las que se han ido barajando como posibles, la que contaba con mayor peso orgánico.

Luis María Beamonte entró en política en los años 90 como concejal del PP en la comarca de Tarazona, primero en Malón y luego en la ciudad turiasonense, de la que es alcalde desde el año 2007. Fue presidente de la Diputación de Zaragoza entre 2011 y 2015 -previamente había sido diputado provincial desde el año 1995-, y en la actualidad compagina la alcaldía de Tarazona con su escaño en las Cortes de Aragón.

Licenciado en Derecho, tiene 53 años, está casado y es padre de dos hijos. Curtido en la política municipal, su figura ha ido en ascenso en los últimos diez años en el PP aragonés, en el que acumula también una dilatada experiencia en la dinámica organizativa interna del partido. Es miembro del comité de dirección del PP aragonés y miembro de la junta directiva nacional del partido.

La etapa que abrirá el PP tras la sustitución de Rudi se enfrenta al reto de recomponer la presencia institucional de este partido, que se ha visto relegado en las principales instituciones de la Comunidad autónoma: tras las elecciones municipales y autonómicas de 2015, el PP perdió las alcaldía de Huesca, la presidencia de las diputaciones de Teruel y de Zaragoza, y el Gobierno aragonés. En la capital aragonesa, aunque fue el partido más votado, no pudo lograr el gobierno municipal al ser desbancado por el apoyo que el PSOE dio a a la investidura de Pedro Santisteve, de la coalición ZEC (Podemos-IU).

Actualmente, las principales instituciones que gobierna el PP en Aragón son el Ayuntamiento de Teruel y el de Calatayud.