El investigador Eduard Batlle
El investigador Eduard Batlle - INÉS BAUCELLS

Eduard Batlle: «Las terapias dirigidas cronifican el cáncer, la inmunoterapia lo cura»

Tras demostrar que es posible curar el cáncer de colon en ratones, el investigador del IRB de Barcelona pide más recursos para potenciar la excelencia de la ciencia española

BarcelonaActualizado:

Creció en el mismo barrio que el genio de la gastronomía mundial, Ferran Adrià. Tal vez por eso, Eduard Batlle, todo un referente en la investigación del cáncer de colon que en su último trabajo, publicado esta semana en «Nature», podría haber dado la estocada definitiva a la enfermedad, tiene claro que para avanzar en el conocimiento de este cáncer es preciso, antes, «deconstruirlo». «Es un término gastronómico que se ajusta perfectamente a lo que debemos hacer. Hemos de ver sus diferentes componentes, entenderlo como un ecosistema en el que interactúan células muy diversas, las tumorales, las del sistema inmunitario, del sistema sanguíneo.... Es esta comunicación la que nos da las claves para entender por qué aparece y se extiende», dice Batlle en una entrevista concedida a ABC. Desde su pequeño despacho del Instituto de Investigación Biomédica (IRB) de Barcelona, este investigador ICREA, que ha logrado, por primera vez, curar el cáncer de colon en ratones desbloqueando el sistema inmune para que actúe contra la enfermedad, reclama más recursos a la Administración para potenciar la excelencia de la ciencia española. «Solo así podremos competir en igualdad de condiciones en Europa», señala a este diario.

La biología molecular, que ha conducido a terapias personalizadas mucho más efectivas; la biopsia líquida, que permite detectar mutaciones genéticas con gran precisión , y la inmunoterapia, empoderar a nuestro sistema inmune para que combata la enfermedad...¿Cuál de estos avances será el que marcará la gran estrategia de futuro para combatir el cáncer de colon?

La medicina personalizada mejorará, sin duda, la eficacia de los tratamientos, permitirá ahorrar dinero y supone ya un importante avance en el tratamiento. También la biopsia líquida es un gran paso hacia adelante porque es una forma no invasiva de monitorizar la enfermedad residual. Sin embargo, para mí, la gran arma de futuro contra el cáncer es, sin lugar a dudas, la inmunoterapia.

¿Había trabajado antes de este descubrimiento con inmunoterapia?

No. Nunca. Y puedo decirle que, tras esta experiencia, me he convertido en creyente de la inmunoterapia. Pacientes con enfermedad avanzada o metastásica que se curan. No lo había visto nunca. La medicina personalizada tiene un objetivo que es cronificar la enfermedad, la inmunoterapia apunta a la curación.

¿Qué sintió cuando vio que ratones con cáncer de colon metastásico o avanzado totalmente desahuciados vivían tras aplicar lo que usted ha descubierto?

Uff. Es una sensación difícil de expresar. No podía creerlo. No hemos mejorado su esperanza de vida, les hemos curado del todo y, además, inmunizado de la enfermedad. Es la primera vez que eso ocurre.

¿Cómo lo ha conseguido? ¿Qué es lo que ha descubierto?

Nuestro sistema inmune era incapaz de detectar las células cancerígenas para después atacarlas. Las ignoraba y no sabíamos el motivo. Mi equipo y yo hemos descubierto porqué eso ocurría y, lo más importante, hemos descrito cómo activar las células del sistema inmune para que destruyan la enfermedad. La clave estaba en una proteína, la TGF-Beta, que bloqueaba la acción de las células inmunológicas. Lo que hemos hecho es simplemente neutralizar esa proteína con un inhibidor y todo se ha resuelto.

Los científicos suelen ser muy pruedentes respecto al alcance de sus descubrimientos.. usted parece muy convencido de que es un paso definitivo.

Tengo el convencimiento de que henmos descubierto algo muy importante que funcionará. Espero que los ensayos clínicos con humanos lo confirmen. El hecho de haber trabajado con ratones modificados genéticamente para reproducir el cáncer de colon humano y no con ratones a los que se les han trasplantado células humanas cancerígenas nos da más garantías de que al ensayar la terapia en humanos ésta funcione. Con los xenotrasplantes es lógico que haya más rechazo porque son células de otra especie.

El IRB ha recibido recientemente un legado de un millón y medio de euros de un particular, la primera donación post-mortem que recibe... ¿Por qué la gente sigue siendo tan reacia a donar a la ciencia?

En el fondo, es una cuestión cultural y de percepción. En EE. UU. y en Gran Bretaña hay una gran tradición de donaciones. La percepción de las donaciones allí es muy positiva. Aquí en España hay gente muy rica pero la imagen de lo público está muy dañada por la corrupción.

Hablando de sensibilidades.. ¿Cree que la Administración ha sido sensible con el I+D en tiempos de crisis?

No. Han sido y siguen siendo tiempos muy complicados para investigar porque los recursos cada vez son menos, pese al potencial y al gran nivel que demuestra la ciencia española. Con la crisis muchos grupos de investigación desaparecieron. Algunos sobrevivimos gracias a los fondos europeos. Son necesarios más recursos para potenciar la excelencia de nuestra ciencia y competir en igualdad de condiciones en Europa.