Rusia amplía su presencia militar en Siria con otras dos bases
Rusia amplía su presencia militar en Siria con otras dos bases - ihs jane
Siria

Así ayuda Putin a su aliado Al Assad en su lucha contra Estado Islámico

Estados Unidos considera que es necesario aumentar la coordinación con Rusia para evitar malentendidos en las misiones aéreas

f. j, c.
Actualizado:

Los aviones rusos ya están en territorio sirio. Rusia y Estados Unidos conversaron la pasada semana para buscar respuestas al marasmo de preguntas en la guerra contra los yihadistas de Estado Islámico. Además, Moscú parece haber construido dos nuevas bases en territorio sirio, según las imágenes por satélite publicadas por el diario estadounidense ' The Wall Street Journal', ampliando así su presencia militar en el país árabe.

Los rusos «han aumentado sus aeronaves y hay ciertos tipos de ellas que, dependiendo de las decisiones que tome Rusia, podrían plantear algunas dudas. Pero, por el momento, los expertos apuntan a que esos cazas representan un nivel de protección» para sus activos en Siria, dijo el secretario de Estado de EE.UU. Kerry sin tener claro cómo está siendo realmente la ayuda rusa. Sea como fuere, el Pentágono considera que es necesario aumentar la coordinación con Rusia para evitar malentendidos en las misiones aéreas.

Mientras el secretario de Estado norteamericano, John Kerry, justifica la presencia rusa, los portales especializados ya empiezan a analizar el despliegue del Gobierno de Putin. Para IHS Jane's 360, un contratista privado de defensa, el mayor despliegue de las fuerzas rusas en Siria no es solo cualitativo sino también cuantitativo.

El pasado 16 de septiembre Washington decía a los medios de comunicación que hasta dos aviones militares de carga rusos habían aterrizado en el aeropuerto de Latakia, también conocido como Bassel al Assad, así como un total de 200 soldados de infantería naval desplegados en el aeropuerto (llegando a 500 antes del 18 de septiembre, según funcionarios estadounidenses). El 21 de septiembre, cazas Sukhoi Su-30sm 'Flanker', 12 Su-25 aviones de ataque 'Frogfoot', cazas de ataque 12 Su-24M 'Fencer', y numerosos helicópteros incluido el Kamov Ka-52 helicóptero de ataque o 'Alligator' llegaron a Damasco desde Moscú. Todo ello sumado al millar de personal militar que aterrizaron a principios de mes en Siria.

Históricamente, Rusia siempre había defendido en la esfera internacional al régimen de Al Assad, especialmente en la mesa del Consejo de Seguridad de la ONU, aunque ese apoyo se ha hecho ahora más explícito en el campo de batalla. Así, según informa IHS Jane's 360, hasta 350 tropas de combate de élite - que se encontraban en Crimea previo a la anexión- se han desplegado igualmente en el país árabe. En total unos 2.000 efectivos trasladados a una base al sur de Latakia.

Recelo a la ayuda rusa

Hasta ahora, la atención se había centrado en el envío de una veintena de aviones y otros equipos militares, así como de hasta 2.000 efectivos, y en el inicio de los vuelos de 'drones' (aviones no tripulados) rusos sobre la zona.

Estados Unidos y sus aliados occidentales ven con recelo la continua expansión de Rusia hacia Siria, ya que el control de su litoral le garantizaría un acceso privilegiado al Mediterráneo. Moscú ya contaba con una base naval en Tartus, al sur de Latakia.

El Kremlin, por su parte, ha rehusado confirmar la construcción de nuevas bases militares en Siria pero ha ratificado su colaboración militar con el Gobierno de Bashar al Assad.