El edificio de Cristalería Española, en Azca, tras su reforma
El edificio de Cristalería Española, en Azca, tras su reforma - MAYA BALANYÁ

La reforma de Azca comenzará su tercera fase con ocho meses de retraso

Las obras en el entorno del Edificio Cristalería Española serán a final de año, con un coste de 427.640 euros

MadridActualizado:

La reforma del complejo de Azca, que comenzó en octubre de 2015, avanza a cuenta gotas. Aunque según la previsión inicial el proyecto ya tendría que estar casi acabado, la tercera fase de las obras, referente al entorno del edificio de Cristalería Española, no llegará hasta finales de año, ocho meses después de lo indicado. Los trabajos en esta zona, adjudicados por el Ayuntamiento el pasado mes de julio, costarán cerca de medio millón de euros.

El área de Desarrollo Urbano Sostenible, que dirige José Manuel Calvo, heredó el plan de rehabilitación del corazón financiero de la capital de la corporación anterior, habida cuenta del deterioro del entorno. El objetivo de la obra era dar un lavado de cara a la zona, con la eliminación de barreras físicas y la mejora de la accesibilidad. También mejorar la seguridad, ya que los pasillos y recovecos que alberga son propicios para los asentamientos y los trapicheos. El proyecto, de iniciativa público-privada, se dividió en cuatro fases, con el 2017 como horizonte para su finalización.

Sin embargo, cuando restan poco más de cuatro meses para que acabe el año, ninguna de las que están en marcha ha concluido y la tercera ni siquiera ha comenzado. La rehabilitación del entorno de Cristalería Española, según apuntan fuentes municipales, arrancará en los próximos meses, una vez se concluyan los trámites para la adjudicación. Si nada falla, las obras se desarrollarán antes de que acabe el año. No obstante, según consta en el expediente de contratación, el inicio estaba fechado para el pasado mes de marzo.

Desde Urbanismo sostienen que si la reforma no ha empezado aún es porque el propio edificio de Castellana, 77 también era objeto de reforma. «La actuación en Cristalería era incompatible con la ejecución de las obras de urbanización de la plaza que la da acceso», explican a ABC. La obra se desarrollarán en los seis meses siguientes a la formalización del contrato, más otro mes relativo a la comprobación del replanteo.

Esta rehabilitación, adjudicada a la constructora Inesco por un total de 427.640,70 euros, abarca una superficie de 3.086 metros cuadrados, con el número 77 de la Castellana al norte y el 83, 85 y 87 al oeste. Se trata del área central de Azca, ubicada en la parte más elevada de este complejo, que aglutina buena parte de las oficinas de la almendra central.

Zona peatonal

El objetivo de la reforma, según consta en el pliego del proyecto, es transformarlo en un espacio más agradable para el peatón, con más bancos y zonas estanciales. El principal problema detectado en esta zona es la ausencia de bancos y su incomodidad, ya que los pocos que hay son de hormigón armado.

Las obras alrededor del edificio de Cristalería Española, que también cuenta con una zona comercial –El Corte Inglés y Moda Shopping–, se suman a las ya iniciadas en el entorno de la plaza de Ruiz Picasso, que ya alcanza su segunda fase y está a punto de terminar, y en la de Gómez Moreno, que aún está en la primera. Desde el Ayuntamiento aseguran que próximamente saldrán a licitación nuevas obras, hasta completar la transformación integral de la zona. La siguiente, indican, será la segunda fase de la plaza de Gómez Moreno. También se renovará la dedicada a Carlos Trías Bertrán.

A pesar de esta demora, Azca aspira a recuperar su atractivo y volver a ser un referente. Este deseo atiende tanto al aspecto comercial como al de oficinas, reconocibles en las últimas operaciones en la zona. Una es la apertura en marzo de la mayor tienda de Zara en el mundo, en el inmueble que antes ocupaba la Fnac. También la citada reforma del Edificio de Cristalería Española, pero sobre todo la nueva imagen de Torre Europa. Como avanzó ABC, este rascacielos se ha convertido en el tercer edificio más inteligente del mundo, gracias a un sistema que mejora la eficiencia energética.