Albert Rivera al entrar con Inés Arrimadas en el Hemiciclo - JAIME GARCÍA | Vídeo: Vea el resumen de la intervención de Albert Rivera durante el debate de investidura

Discurso Albert Rivera en el debate de investiduraRivera considera que Sánchez tiene un plan para «perpetuarse y criminalizar al rival político»

Denuncia que Sánchez está apoyado por la «banda» de Otegui, Torra y Puigdemont y rechaza una abstención porque «lo responsable es liderar una oposición que ofrezca una alternativa»

Debate de investidura de Pedro Sánchez en directo

MadridActualizado:

Durante su intervención en la sesión de investidura, Albert Rivera ha denunciado el «plan Sánchez» que, con el apoyo de la «banda» de Arnaldo Otegui y Quim Torra, permitiría a Pedro Sánchez «perpetuarse» en el poder «y criminalizar al rival político». En un discurso de tinte electoral, el presidente de Ciudadanos ha cargado duramente contra el candidato socialista, ha intentado distanciar a la formación naranja de Vox y se ha posicionado de nuevo como líder de la oposición, a pesar de ser el tercer partido en número de escaños.

Para Rivera, el discurso inicial de Sánchez era «puro teatro» y una «cortina de humo» para «distraer a los españoles» de la verdadera negociación para la formación de Gobierno, que estaría teniendo lugar en una «habitación del pánico». Ante la petición para que se abstenga, el presidente de la formación naranja ha asegurado que el líder socialista «quiere que no haya oposición en este parlamento, pero va a haber oposición al menos por parte de Ciudadanos».

Y esa oposición se aplicaría contra el «plan Sánchez», elaborado para «perpetuarse en el poder» y que «trata de estigmatizar a media España». Según Rivera, todo el que se opone al secretario general del PSOE «es fascista» de acuerdo a esa estrategia, ejecutada junto a la «banda» de Otegui, Torra y Puigdemont. «Necesita que haya muchos fascistas en España, usted alimenta ese odio» porque «si los españoles se moderan usted no gobierna», ha asegurado.

A diferencia de Pablo Casado, presidente del PP, Rivera ha sacado a colación la corrupción del PSOE en Andalucía y ha recordado que la moción de censura contra Mariano Rajoy estuvo motivada por la condena al Partido Popular. «¿Usted va a dimitir si hay condena por los ERE al PSOE?», le ha preguntado en varias ocasiones al candidato a la investidura.

Distanciamiento de Vox

Durante su intervención, Rivera ha intentado definirse como líder de la oposición y distanciarse de Vox. Lo ha hecho hablando de los modelos de familias, «en plural», porque «familia somos todos, el único requisito es querer convivir y que haya amor», ha asegurado antes de cargar contra los discursos «retrógrados» y de oposición al colectivo LGTBI que hay en la derecha.

«Ser liberal es defender la libertad de los demás», ha proclamado tras criticar duramente al ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, al que Rivera ha asegurado que defendía cuando estaba amenazado en la Audiencia Nacional: «Esa es la diferencia entre usted y yo». Pero Rivera ha ido a más y ha llegado a manifestar que «si no eres socialista, estás jodido» si quieres defender, por ejemplo, los derechos LGTBI o el feminismo: «Parece que discrepar del PSOE es ser un fascista».

Finalmente, Rivera ha rechazado la abstención ante un PSOE que se la reclamaba tanto a su partido como al PP por responsabilidad, para evitar un bloqueo institucional: «Lo responsable es oponerse a ese plan, lo decente es liderar una oposición que pueda ofrecer a España una alternativa».

Vídeo: Así ha sido la réplica de Sánchez a Rivera en el debate de investidura