INFORME DE IDC

El mercado del «smartphone» se desinfla a nivel mundial

En los últimos tres meses se vendieron 334.9 millones de unidades. La venta de teléfonos móviles inteligentes ha registrado un crecimiento de tan solo el 0.2%, que representa el menor aumento de la historia

MADRIDActualizado:

Se llevaba advirtiendo desde hace meses, pero ya comienza a hacerse realidad. Tras varios trimestres de desaceleración, el crecimiento registrado en el mercado del teléfono móvil inteligente ha sido, prácticamente, nulo. Los fabricantes colocaron unas 334.9 millones de unidades a nivel mundial, lo que representa un aumento de tan solo 0.2% en comparación con el año anterior.

Según las estimaciones de la firma de análisis de mercado IDC, estas cifras representan el menor crecimiento registrado en la historia del «smartphone». En el anterior periodo, enmarcado en los tres primeros meses del pasado año, el mercado colocó unas 334.3 millones de unidades vendidas.

Una de las mayores sorpresas ha sido la aparición de dos firmas chinas, Oppo y Vivo, que se sitúan en la cuarta y quinta posición de la tabla principal. Ambas han duplicado sus ventas respecto al año anterior, consiguiendo una cuota de mercado del 5.5% y 4.3% respectivamente, y empujando firmas como Lenovo y Xiaomi, que lograron escalar rápidamente en los dos últimos años, a quedarse fuera del ranking principal. «A medida que el mercado chino madura, el apetito de teléfonos inteligentes se ha desacelerado drásticamente», explica en un comunicado Anthony Scarsella, analista de IDC.

«Los nuevos vendedores harían bien de no dormirse en los laureles, ya que aunque, como demuestra el panorama del teléfono inteligente, hasta marcas como Xiaomi saben que mantener constantemente la lealtad del cliente es difícil», reconoce este experto. «Lejos de China, muchas de estas marcas son desconocidas y su capacidad de crecer rápidamente para poder acceder a mercados maduros como Estados Unidos y Europa Occidental son delicadas si su aspiración es alcanzar a Apple o Samsung».

Samsung y Apple marcan la pauta

No obstante, las principales firmas que lideran las ventas siguen siendo Samsung y Apple, con el 24.5% y 15.3% de cuota de mercado respectivamente. El fabricante surcoreano ha conservado el liderazgo a pesar de la disminución de las ventas en un 0.6% (81.9 millones de unidades), mientras que la firma de Cupertino, cuyas ventas cayeron mucho más fuertes, vendió unos 51.2 millones de iPhone.

Huawei, confirmado como un gigante auspiciado por la combinación de sus propios «smartphones» y la línea Honor, se consolida en el tercer lugar con ventas de hasta el 48% (27.5 millones de unidades) y el 8.2% del mercado mundial. Este escaso crecimiento en este trimestre se justifica principalmente, según los analistas, a una «fuerte saturación» de los mercados desarrollados, así como una caída constante por los dos principales líderes, Samsung y Apple, aunque con comportamiento dispar en los últimos meses.

Así, y a pesar de sufrir una ligera disminución, el nuevo Galaxy S7 ha tenido una gran acogida en el mes de marzo, aunque en el caso del iPhone SE, en cambio, puede haber sido percibido por los consumidores como un terminal de importantes caractísticas pero esperan a recibir al modelo de alta gama en septiembre.