El sueño es algo básico para el ser humano, pero no siempre es posible dedicarle todo el tiempo necesario
El sueño es algo básico para el ser humano, pero no siempre es posible dedicarle todo el tiempo necesario - ARCHIVO ABC

¿Cuántas horas es aconsejable dormir según nuestra edad?

Los recién nacidos deben pasar en la cama de 11 a 13 horas, los adultos, de 7 a 9

Actualizado:

Siempre se ha dicho que, para tener una vida saludable, es necesario pasar en la cama una buena cantidad de tiempo (algo que no es posible cumplir siempre debido al ajetreo diario y la pasión de la sociedad por las bebidas con cafeína).

A sabiendas de la importancia del sueño en nuestra vida diaria, los expertos de la «National Sleep Foundation» (con sede en Estados Unidos) han elaborado un nuevo estudio en el que determinan, al fin, el número de horas que –por salud- debe dormir una persona por día.

Según los expertos, los recién nacidos (de 0 a 3 meses de edad) deben pasar en la cama entre 14 y 17 horas por día, aunque también es válido que este tiempo se reduzca a entre 11 y 13. No obstante, la «National Sleep Foundation» no conseja que disfruten de las sábanas más de 18 horas por jornada.

Con los bebés (de 4 a 11 meses) sucede algo similar, ya que se recomienda que duerman entre 12 y 15 horas, siendo aceptable también entre 11 y 13, aunque no superando nunca las 16 o 18.

Los niños de 1 a 2 años, por su parte, no deberían dormir menos de 9 horas o más de 15 y 16. Así pues, lo idóneo sería descansar entre 11 y 14. En el caso de los pequeños en edad preescolar (de 3 a 5 años) no se aconseja que estén en la cama menos de 7 horas y más de 12. La recomendación de la «National Sleep Foundation» es que pasen en la cama entre 11 y 13.

Finalmente, la etapa correspondiente a los más pequeños acaba en aquellos que cuentan con entre 6 y 13 veranos a sus espaldas, que deberían visitar el mundo de los sueños entre 9 y 11 horas.

La madurez

Con la llegada de la adolescencia la cosa cambia. Y es que, los jóvenes que tengan entre 14 y 17 años deberían dormir una media de 10 horas y 8 minutos al día. En los adultos más jóvenes (de 18 a 25) esta cifra se reduce considerablemente al tener que pasar en la cama entre 7 y 9 horas al día (nunca menos de 6 ni más de 10 u 11).

En los adultos (de 26 a 64) la regla de las ocho horas se mantiene, aunque la «National Sleep Foundation» la matiza afirmando que debería ser entre 7 y 9. Para terminar, este grupo determina que los mayores de 65 años tendrían su límite entre las 7 y 8 horas por jornada.