La empresa resultante tendrá un presidente, Alejandro Echevarría, y dos consejeros delegados: Paolo Vasile (contenidos) y Giuseppe Tringali (publicidad)
Actualizado Martes , 09-02-10 a las 17 : 22
Llega la primera fusión de cadenas privadas de televisión en España. Telecinco y Cuatro tienen previsto hacer público de forma inmente (mañana o el próximo lunes) su acuerdo para crear el primer operador audiovisual de nuestro país. Según ha podido saber ABC de fuentes de toda solvencia, la operación se efectuará mediante una ampliación de capital de Telecinco, a cuyo accionariado se incorporará el Grupo Prisa (propietario de Cuatro y Digital+) con una posición minoritaria. El acuerdo se efectuará mediante canje de acciones. Ambas emisoras quedarán gestionadas en común, aunque operarán en el mercado con las dos marcas: Telecinco y Cuatro.
La operación es doble, además de la mencionada integración, el grupo de Silvio Berlusconi comprará un 22 por ciento de la plataforma de televisión por satélite Digital+ por unos 500 millones de euros, uniéndose a Telefónica como socio de la compañía. La operadora de César Alierta pagó hace quince días 470 millones de euros, aunque sólo 240 en efectivo.
A estas horas los equipos gestores de ambas compañías continúan trabajando con el ajuste fino de la fusión, cerrando la composición del nuevo equipo directivo y las posiciones de cada uno. Prisa quiere colocar a uno de sus ejecutivos de confianza en el cuadro financiero de la resultante. Además, tal y como adelantó este diario, también se ha resuelto el nudo gordiano del control editorial de ambas cadenas. Tal y como impuso Berlusconi los informativos serán responsabilidad de Telecinco, aunque también se prevé un periodo de blindaje tansitorio en favor de Prisa para cuajar la fusión y "facilitar la digestión de una operación compleja pero necesaria", según explican a este periódico fuentes de la negociación.
La fusión de Telecinco y Cuatro representa una audiencia del 22,7 por ciento de share, atendiendo a la cuota de pantalla media en diciembre, lo que en principio se ajusta a las exigencias de la normativa española, que fija un techo del 27 por ciento de share para este tipo de fusiones.
La jugada de Prisa y Mediaset deja fuera de juego a sus rivales y obliga a Antena 3 y a La Sexta a intensificar sus negociaciones si quieren realizar una operación semejante en las próximas semanas. No obstante, tanto Antena 3 como La Sexta llevan varios meses de continuos acercamientos sin que hasta el momento hayan fructificado en poco más que declaraciones amistosas. La unión de Antena 3 y La Sexta representaría un 20,6 por ciento de share, más de dos puntos por debajo que su rival. La fusión de Telecino y Cuatro, sin duda, forzará al tándem competidor a unirse, aunque este último extremo llevará todavía tiempo.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...
Facebook ABC.es