De la Vega acusa al PP de «hacer huelga contra la recuperación» y «perseguir a los sindicatos»
El presidente del Gobierno confía en restablecer el diálogo con los agentes sociales tras la huelga general de este 29 de septiembre - REUTERS
sesión de control al gobierno

De la Vega acusa al PP de «hacer huelga contra la recuperación» y «perseguir a los sindicatos»

Pese a la huelga en la calle, Zapatero afirma que buscará el «máximo consenso» con sindicatos y empresarios para la reforma de las pensiones y para abordar los «temas pendientes» que quedan en la agenda en materia laboral

MADRID Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Esta vez no hubo periódicos en la mano de ningún ministro a la entrada del Congreso. El presidente Zapatero ha llegado poco antes de las nueve sonriente, guiñando un ojo a sus diputados, y con las manos vacías. Nada de Prensa. “Vengo a trabajar”, ha comentado en el pasillo. Ya dentro del hemiciclo, se ha esforzado por mostrarse respetuoso con los sindicatos que le están haciendo la huelga en la calle y les ha invitado a dialogar, ahora que la reforma laboral ya está aprobada solo con sus votos y con la paz social hecha añicos.

El portavoz de CiU, Josep Antoni Duran, ha sido el primero en dirigirse al presidente del Gobierno. Ha calificado de inoportuna la huelga general, porque daña la productividad, ha dicho, y la imagen exterior de España. El éxito, ha subrayado, depende del Gobierno: “Nunca tiene éxito si no consigue modificar la política del Gobierno”.

Zapatero se ha mostrado comprensivo, casi paternal, con los sindicatos. “No deseo la huelga, pero la respeto”, ha dicho en el Pleno de control. “El Gobierno trabaja hoy por garantizar el derecho a la huelga y al trabajo”. Y acto seguido ha tendido la mano a los sindicatos para hablar del desarrollo de la reforma laboral, del sistema de pensiones y la reforma de las políticas activas de empleo. Todo son manos tendidas a los sindicatos por parte del Gobierno en un día como hoy.

Rajoy se vuelca en los PGE

El presidente del PP, Mariano Rajoy, ha preguntado a Zapatero por los Presupuestos de 2011, y no ha hecho mención a la huelga general durante su intervención. “Estos son los Presupuestos de más paro, menos infraestructuras y más recortes sociales”. Zapatero se ha limitado a exponer unos datos económicos para demostrar que supuestamente la economía cada vez va mejor.

«No deseo la huelga pero la respeto», dice Zapatero en la sesión de control

Lo más curioso ha sido escuchar a Zapatero defendiendo el Pacto de Toledo, tras volarlo con su decisión unilateral de congelar las pensiones en 2011, una decisión que fue rechazada de nuevo por la oposición la tarde anterior.

Promesa de una reunión con los sindicatos

En el rifirrafe entre la portavoz del PP, Soraya Sáenz de Santamaría, y la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, la huelga y los sindicatos sí han sido protagonistas. “Zapatero cogió un país en marcha y deja un país parado”, subrayó Santamaría.

De la Vega aseguró que su Gobierno es sensible a las dificultades de la gente y se volcó en quedar bien ante los sindicatos. La vicepresidenta prometió que los ministros volverán a sentarse con los sindicatos, y soltó al PP: “Ustedes los persiguen. Solo quieren que las cosas vayan mal”. Incluso acusó al PP de estar en huelga “contra la recuperación” y de oponerse a todo, estar en contra de todo. “Incluso atacan a los mendigos en Madrid”, dijo ante la sorpresa de muchos.