El padre Ángel y la religiosa teresiana catalana Viqui Molins en la parroquia de Santa Anna
El padre Ángel y la religiosa teresiana catalana Viqui Molins en la parroquia de Santa Anna - INÉS BAUCELLS

Las contribuciones a la Archidiócesis de Barcelona permiten ayudar a 100.000 personas

La Archidócesis ha iniciado una campaña con el lema «Juntos X por un mundo mejor»

BarcelonaActualizado:

La Archidiócesis de Barcelona ha ayudado a 100.000 personas de media con las aportaciones hechas a través de la declaración de la renta y otras contribuciones, según Càritas, el organismo que coordina la acción caritativa en la diócesis. Mediante la aportación de la declaración de la renta a la Iglesia, entre otros aportes, los 170 centros de Càritas parroquiales pudieron ayudar a 73.676 personas el 2017, especialmente con comedores sociales, manutención, ropa, etc.

Gracias a los contribuyentes que marcaron la casilla de la Iglesia, en la diócesis fueron atendidas 22.635 persones en acogida y acompañamiento, a través de los programes de Càritas Diocesana de Barcelona. Cáritas Diocesana de Barcelona ha destinado un total de 1.244.719 euros en distintos programas; 366.981 euros para formación e inserción sociolaboral, 309.563 euros para familias e infancia, 187.710 euros para programas de vivienda, 233.700 euros para acogida y acompañamiento, 144.606 para mayores y 2.159 euros para sensibilización y comunicación.

La Archidócesis ha iniciado una campaña con el lema «Juntos X por un mundo mejor», para invitar a los contribuyentes a marcar la X en la declaración de la renta que permite destinar el 0,7% de sus impuestos.