El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi
El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi - efe

Cómo ahorrar aprovechando la bajada de tipos del BCE

Las inesperadas medidas de Mario Draghi supondrán un alivio no solo para el inversor sino también para el consumidor

Actualizado:

El pasado jueves, el Banco Central Europeo (BCE) anunció una inesperada bajada de tipos, así como la compra de activos de deuda privada con el fin de incentivar la economía europea y alejar los temores de deflación. Si bien sus efectos inmediatos no se puedan determinar, EFPA España (Asociación Europea de Asesores Financieros) ha preparado cinco escenarios donde las medidas anunciadas por Mario Draghi van a ayudar tanto al inversor como al pequeño consumidor.

1. El BCE ha vuelto a bajar los tipos de interés hasta el 0,05%, su mínimo histórico, y ha bajado el tipo de interés aplicable a la facilidad de depósito hasta el -0,2% desde el -0,1%, con el objetivo de abaratar el crédito para que los ciudadanos y empresas se financien más. Por tanto, familias y empresas deberían acceder a créditos en mejores condiciones.

2. La decisión puede suponer una ventaja competitiva para las empresas españolas con negocio en el exterior, ante una posible devaluación del euro con respecto al dólar, lo que podría permitir un repunte de las exportaciones, que se han estancado en los últimos meses.

3. Todos aquellos clientes que tengan contratada una hipoteca referenciada al Euribor pueden verse beneficiados por una reducción en las cuotas.

La relación de causalidad entre menores tipos y menor Euribor no tiene por qué cumplirseNo obstante, la relación de causalidad entre menores tipos y menor Euribor no tiene por qué cumplirse necesariamente, pero si debería ayudar. En este sentido, el director del gabinete estudios de pisos.com, Manuel Gandarias, apunta que debemos esperar que las entidades hagan un mayor esfuerzo de cara a las hipotecas, si bien es cierto que la apertura ya es más patente que hace un año. La financiación a empresas y particulares, más allá de la puramente hipotecaria, es una de las claves para el restablecimiento del equilibrio dentro del mercado de la vivienda.

4. Los tipos bajos condicionan la rentabilidad de los activos más conservadores, como los depósitos. En este escenario, las opciones para obtener una suculenta rentabilidad pasan por asumir algunos riesgos, siempre teniendo en cuenta que no existe el producto perfecto, sino que depende del perfil inversor de cada uno y que nunca debemos invertir en aquello que no entendamos.

5. Los fondos de inversión se sitúan como una alternativa interesante, accesible para todo tipo de bolsillos, gracias a su amplia oferta, sus ventajas fiscales, a su elevada liquidez y a que ofrecen una amplia diversificación en los activos invertidos.

La renta variable es otra opción sin olvidar que no es un activo al alcance de cualquier perfil y que comporta un riesgo importante, aunque las perspectivas en Bolsa para los próximos meses, al amparo de las decisiones tomadas por el BCE, son muy halagüeñas.