En el «Daily Sun» de Bangladesh
En el «Daily Sun» de Bangladesh

El «Ecce Homo» navarro traspasa fronteras

Desde EE.UU. a Oceanía, medios de todo el mundo se hacen eco de la «restauración» de la talla de San Jorge en Estella

Actualizado:

La localidad navarra de Estella es una de las ciudades más turísticas de Navarra. La gran riqueza y abundancia de su patrimonio artístico y el paso del Camino de Santiago, hace que cada año miles de turistas paseen por sus calles empedradas y, en estos días de calor, disfruten de la frescura que emana su río Ega. Sin embargo, la «restauración» de la estatua de San Jorge en la parroquia de San Miguel, destapada en los medios nacionales por ABC, ha colocado a esta ciudad navarra de poco más de 13.500 habitantes en los medios de comunicación de todo el mundo.

Periódicos como el prestigioso The New York Times han reflejado en sus páginas la obra de la restauradora. Incluso, se atreve a preguntar si se trata de San Jorge o de una imitación de Tintín, el personaje belga de Hergé.

Los principales medios hispanoamericanos se hacen eco del escándalo surgido en la pequeña ciudad navarra, como el diario argentino Clarín, que asegura que parece un muñeco de Playmobil, o el Universal de México, que recuerda el «Ecce homo» que repintó Cecilia Giménez en Borja.

En Europa

En el continente europeo ha tenido gran repercusión. El alemán Der Spiegel le dedica un importante espacio a la obra de Estella y los tabloides británicos, como The Guardian, también hablan del segundo Ecce Homo español.

Para el portugués Publico, que la ‘restauración’ «deja mucho que desear».

Las grandes televisiones mundiales también han recogido en sus páginas el fenómeno estellés. La británica BBC, en su versión hispana, califica la intervención como «terrorífica». Y la norteamericana CNN, también en su versión en español, califica a estatua estellesa como «víctima de un restaurador con buenas intenciones».

Desde Asia a Oceanía

Pero Estella, situada a 42 kilómetros de Pamplona, ha llegado incluso a la otra punta del planeta. Incluso la Australian Broadcasting Corporation, la ABC, recoge en su página la obra navarra y, al igual que el New York Times, lo compara con Tintín.

Hasta países sin tradición cristiana como Bangladesh, que tiene la religión musulmana como la oficial, también se ha fijado en la pequeña localidad navarra y así lo refleja el periódico en inglés Daily Sun, que se edita en la capital, Daca.