Aspecto del embalse de Santomera (Murcia) en la cuenca del Segura
Aspecto del embalse de Santomera (Murcia) en la cuenca del Segura - EFE
Servicios

El Gobierno garantiza el suministro de agua en los hogares murcianos

La reducción de un 15% del consumo doméstico evitará también subir los precios finales del recibo y el Ministerio de Medio Ambiente prepara con los ayuntamientos las medidas de ahorro

ALICANTEActualizado:

El Gobierno garantiza en cualquiera de las situaciones generadas por la sequía el suministro de agua en los hogares murcianos y sin incrementos en el recibo para las familias, después de la reunión mantenida este lunes por la situación de emergencia en que se encuentra la cuenca del Segura, según fuentes del Ministerio de Medio Ambiente. Con el vigente Plan de Sequía, se establece un objetivo de reducir un 15% el consumo de agua para conseguir un ahorro de 35 hectómetros cúbicos al año.

«En todo caso, en la reunión, ni por parte de la Confederación Hidrográfica del Segura(CHS) ni de la Mancomunidad de Canales del Taibilla, nadie habló en ningún momento de próximas restricciones de agua ni de subida de tarifas», han asegurado las mismas fuentes, que subrayan la «prioridad absoluta del Ministerio» por mantener los recursos y atender el suministro de la población.

Los alcaldes asistentes al encuentro se mostraron comprensivos con la situación de extrema sequía y manifestaron su intención de aplicar las medidas de ahorro. La CHS, como el resto de organismos de cuenca del país, está implicando a estos ayuntamientos y mancomunidades en la revisión de los Planes de Sequía de la demarcación, los Planes con los que se gestiona la situación de sequía, que se basan en la anticipación, minimizando los impactos ambientales, económicos y sociales de la sequía y mejorando la gestión del recurso hídrico, han señalado.

A más largo plazo, para una adecuada «planificación», desde Medio Ambiente se trabaja en los planes de tercer ciclo, en la actualización de los Planes de Sequía, así como en un Pacto Nacional por el Agua que debe aportar soluciones de carácter «estructural».

Se busca desde hace meses, por consenso, que el citado Pacto Nacional del Agua -en el que se han realizado un centenar de reuniones- dé respuestas a las necesidades hídricas, actuales y futuras, del conjunto del país, además de la gestión de riesgos de inundaciones, el cumplimiento de objetivos medioambientales y el establecimiento de principios sólidos de gobernanza del agua, según estas fuentes.

Restricciones de riego

La Junta de Gobierno de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), el 25 de octubre, acordó tomar las medidas necesarias que permitan ahorrar recursos para su uso en primavera y verano, restringiendo los regadíos de las Vegas del Segura. Es la primera vez, desde que se declaró la sequía (2015), que arranca el año hidrológico con medidas de ahorro, debido a la situación de extrema escasez. El objetivo de estas restricciones al regadío es, precisamente, poder garantizar la atención al abastecimiento, y salieron adelante gracias al voto de calidad del presidente de la CHS, con los votos en contra de los regantes y de los gobiernos regionales de Murcia y de Comunidad Valenciana.

El próximo día 15 tendrá lugar una nueva Junta de Gobierno en la que se estudiará la evolución de las aportaciones.

No obstante, el Ministerio, a través de la CHS, mantiene un contacto permanente con los distintos usuarios con el fin de racionalizar la gestión de los escasos recursos hídricos de los que dispone la cuenca. Así, en la Comisión de Desembalse del 17 de noviembre se acordó un desembalse de 215 hm3 de agua durante todo el año hidrológico 2017-2018, cifra que podría revisarse (al alza o a la baja), en función de la evolución de las aportaciones.

La coordinación es «máxima» entre las administraciones. Así, el 15 de noviembre la CHS, la MC Taibilla y la sociedad estatal Acuamed se estudiaron los «mecanismos para optimizar aún más el funcionamiento de las plantas desaladoras, con el objetivo prioritario de atender la demanda del abastecimiento humano».

Asimismo, se está recordando a los ayuntamientos y mancomunidades de más de 20.000 habitantes, responsables de los sistemas de abastecimiento urbano, que tienen la obligación de redactar e implantar los Planes de Emergencia ante situaciones de sequía, que han de prever los recursos disponibles para el abastecimiento.

Inversiones millonarias

Desde mayo de 2015, fecha en la que se declaró la sequía, hasta el 30 de septiembre de 2017, el Gobierno de España ha aprobado numerosas medidas que han permitido movilizar del orden de 350 hectómetros cúbicos (hm3) para atender las demandas de los principales usuarios del Acueducto Tajo Segura (ATS).

En estos tres últimos años hidrológicos, las medidas adoptadas en esta demarcación han sido prorrogar tres veces el Real Decreto Sequía, ejecutar 18 actuaciones de emergencia con una inversión de más de 51,1 millones de euros y otras ayudas para la producción del agua desalada, que superaron los 9 millones entre 2015 y 2016.

De hecho, se ha incrementado la producción de esta agua: al iniciar la legislatura de 2012, en Murcia las tres desaladoras estaban al 15% de la capacidad, mientras que hoy están al 100%, y se duplicará la capacidad de la desaladora de Torrevieja (a los 80 hm3), además de trabajar para, una vez consolidada al doble de capacidad, se pueda triplicar (a los 120 hm3/año).

Asimismo, se ha aprobado un Real Decreto-ley que exime a los regantes del pago de las tasas y cánones de disponibilidad de agua (lo que previsiblemente representará una ayuda de 35 millones de euros para usuarios del ATS). Y se han autorizado la apertura de pozos de sequía y los contratos de cesión de derechos entre cuencas, entre otras medidas de emergencia.

«La grave situación de la cuenca, cuyo indicador global se sitúa en emergencia por octavo mes consecutivo, ha motivado este esfuerzo, que se seguirá llevando a cabo, además de adoptar las medidas pertinentes para mantener los recursos y atender el suministro de la población, la prioridad absoluta del Ministerio, tal y como establece la Ley de Aguas», han reiterado desde este departamento.