¿Se puede dormir en el coche?

Cuando llega el verano y las vacaciones, nos planteamos viajar en coche, pero son muchas las preguntas que siempre nos rondan por la mente

MadridActualizado:

Cada vez es más frecuente irse de vacaciones en nuestro propio coche, furgoneta o bien autocaravana, y muchas otras de alquiler. Pero cuando nos planteamos hacerlo, son muchas las preguntas que nos rondan por la mente, sobre todo, si nos vamos a aventurar a realizar un largo recorrido y nos notamos cansados ya que, ¿podríamos dormir en el coche? ¿Es legal o ilegal? ¿Pueden multarme?

Aunque pueda parecer que este asunto quede un poco en el «limbo» legal y sean los agentes quién finalmente determinen si pueden multarte o no, desde la web de Viajerocapediem nos cuentan que domir en el coche estotalmente legal, de hecho, añaden que, tal y como indican siempre desde la Dirección General de Tráfico, se recomienda parar cada cierto tiempo para descansar, y eso implicar a veces dormir.

Aunque debemos saber que dormir en el coche no está prohibido, pero acampar si. Pero, ¿cuál es la diferencia? Acampar implica tener elementos en el exterior como sillas, mesas, toldos, emitir muchos ruidos, y demás. Pero si aún tienes dudas, la DGT lo deja claro: «Mientras un vehículo cualquiera está correctamente estacionado, sin sobrepasar las marcas viales de delimitación de la zona de estacionamiento, ni la limitación temporal del mismo, no es relevante el hecho de que sus ocupantes se encuentren en el interior del mismo y la autocaravana no es una excepción, por lo tanto ningún agente podrá multar al usuariosi la actividad que se desarrolla en el interior del vehículo no trasciende al exterior».

Por lo tanto, se puede dormir en tu vehículo pero también podrán multarnos si dejamos algún elemento fuera del vehículo, obstaculizamos la vía pública o realizamos actos molestos, es decir, si parece que estamos acampando.

Eso sí. Es importante recordar que en muchos parques nacionales la regulación es distinta, puesto que sí prohíben expresamente dormir en el coche de cualquier forma, acampando o no. Si vemos un cartel de prohibición, es mejor irnos a un lugar cercano para evitar que una multa nos amargue la noche.