La venganza de Daesh: ejecuta a 232 personas en un solo día en Mosul

El grupo terrorista secuestra a casi 8.000 familias para usarlas de escudos humanos en Irak. La ONU condena las últimas acciones

GINEBRA Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Cerca de 8.000 familias han sido secuestradas y conducidas por el grupo terrorista Daesh desde zonas periféricas hacia la ciudad iraquí de Mosul para intentar disuadir al Ejército iraquí de atacar sus posiciones, ha confirmado este viernes la ONU.

Si se tiene en cuenta que cada familia iraquí tiene una media de seis miembros, se trata de más de 47.300 civiles que han sido secuestradosy obligados por los terroristas a trasladarse a Mosul.

«Se trata de una cobarde estrategia para hacer inmunes ciertas zonas de las operaciones militares», ha declarado la portavoz de la oficina de Derechos Humanos de la ONU, Ravina Shamdasani. A los que se niegan a obedecer las órdenes de Daesh «se les ejecuta en el momento», ha agregado.

Las familias secuestradas provenían de cuatro áreas distintas en las afueras de Mosul, donde se encuentran más de un millón de civiles y que está sometida desde hace doce días a una gran una ofensiva militar de las fuerzas iraquíes.

La ONU también ha revelado que los terroristas de Daesh mataron el pasado miércoles a 242 personas en Mosul. De ellos, 190 eran antiguos miembros de las fuerzas de seguridad iraquíes, asesinados en una base militar ubicada en la ciudad. El resto de víctimas eran 42 civiles, que murieron el mismo día de forma separada por negarse a unirse al grupo terrorista. El día anterior, otras 24 personas corrieron la misma suerte, aunque todavía se desconocen los detalle del hecho.

Shamdasani ha señalado que todas estas informaciones han sido corroboradas, pero no son exhaustivas. «Se trata de reportes indicativos de los crímenes que están ocurriendo, lo que significa que el número de ejecutados o de personas desplazadas por Daesh puede ser mayor», ha precisado la portavoz.

Sobre la situación en Mosul también preocupan a la ONU los informes que ha empezado a recibir sobre represalias contra supuestos simpatizantes de Daesh por parte de la población. «A algunas personas se les está impidiendo retornar a sus localidades por su supuesto apoyo a Daesh», ha comentado Shamdasani a ese respecto.