Capriles desafía a Chávez a un debate previo a las elecciones
El candidato de la oposición venezolana a las elecciones de octubre, Henrique Capriles - reuters

Capriles desafía a Chávez a un debate previo a las elecciones

El candidato de la oposición retó al actual presidente a batirse en un cara a cara retransmitido por todas las televisiones del país

ludmila vinogradoff
corresponsal en caracas Actualizado:

Un debate de «una hora, solo una horita» transmitido por todas las cadenas de televisión fue lo que pidió ayer en tono desafiante el candidato de la unidad democrática, Henrique Capriles Radonski, al presidente Hugo Chávez para debatir sobre los problemas del país y los programas de Gobierno que ofrece cada uno a Venezuela a falta de tres semanas para los comicios del 7 de octubre. Los ataques entre ambos candidatos continuaron ayer en la distancia mientras realizaban su campaña cada uno por su lado. Desde Caracas, Capriles criticó el llanto sensiblero de Chávez en Apure calificándolo de «lágrimas de cocodrilo» mientras el mandatario lo descalificaba como «burguesito», «majunche» y supuesto vendido al «imperialismo».

Capriles inició su recorrido en Petare, una zona populosa al este de Caracas que está gobernada por la oposición. Después continuó con una caravana de coches por los municipios de Chacao, Baruta, Libertador y El Paraíso. Comparó su programa de gobierno con el de Chávez al que exhortó a leerlo en su página digital donde sólo le «interesa profundizar su revolución socialista».

«Quítense la careta, el pueblo no es tonto»

Además, aseguró que el ejecutivo de Chávez pretende «mancharnos con su pantano» al referirse a los últimos escándalos de políticos opositores que se han dejado corromper. «Quítense la careta, el pueblo no es tonto, no traten de meternos en ese pantano porque aquí hay una generación que no le va a fallar a Venezuela, comprometida con lo nuevo y lo bueno» dijo. Durante su discurso no faltaron las alusiones a Chávez: «hay algunos que se enfermaron con el poder, que dejaron de visitar estas calles, que sólo vienen a Petare cuando hay elecciones (…) Malo no es cuando el pueblo se ríe de un gobernante ¿Ustedes saben cuándo es malo y cuándo se pierde un país? cuando el Gobernante se ríe del pueblo».

En cuanto al llanto que derramó Chávez en Apure, Capriles aseguró que el mandatario, que busca su tercera reelección en octubre, «llora por sí mismo» pero se preguntó que no ha visto a Chávez llorar por las madres que sufren por los asesinatos de sus hijos, «ni los muertos de las cárceles, ni por los muertos de la refinería de Amuay (el 25 de agosto se incendió)». «Hay que quitarse las caretas, nuestro pueblo no es tonto. ¿Por qué no lloró el Jefe de Estado cuando fue allá a darle las condolencias a las víctimas de Amuay?, en cambio lo que dijo fue: ‘El show debe continuar’, yo les digo que esto no es ninguna función ni un show. El 7 de octubre ustedes van a decidir el rumbo de nuestro país, yo sólo soy un servidor».

En cambio Chávez ha pasado los últimos dos días, el viernes y sábado, visitando el estado Apure, al suroeste del país. Su recorrido lo ha hecho montado en una carroza porque físicamente parece limitado por su enfermedad del cáncer del cual dice estar totalmente curado.